Fundador:
Miguel R. Valladares García

Jueves 25 Mayo 2017

Autoasientos para niños deben utilizarse hasta los 12 años de edad

Notimex

autoasiento infantil-330x350

Los asientos y sillas de seguridad adaptados al peso y talla de los niños en vehículos disminuye el riesgo de que sufran alguna lesión ante pequeños golpes, frenado brusco o accidentes más graves.

Debido a que son los pasajeros más vulnerables en un automóvil, la Cruz Roja recomendó a los padres de familia que los infantes viajen en sillas especiales desde bebés y hasta que cumplan los 12 años de edad.

Para elegir el asiento más adecuado, se debe tomar en cuenta un sistema adaptado a su edad, peso y talla y acomodar al pequeño en medio del asiento trasero con la sujeción adecuada.

De acuerdo con una infografía publicada en su cuenta de Twitter @CruzRoja_mx, los bebés de cero a un año de edad o hasta aproximadamente 13 kilogramos deben colocarse en un portabebé.

Éste debe ir en sentido contrario a la marcha del auto para reducir el riesgo de lesiones cervicales en impactos frontales y aumenta la protección en los golpes laterales.

Los niños de uno a cuatro años, con pesos aproximados entre nueve y 18 kilogramos deben viajar en sillas colocadas en sentido contrario a la marcha y en el asiento trasero; a partir de los dos años pueden colocarse mirando hacia el frente.

Mientras que para los que tienen de cuatro a seis años con un peso máximo de 25 kilogramos se les debe ajustar el cinturón de seguridad del coche pasándolo a través de la hebilla del respaldo de la silla.

A partir de los seis años y hasta los 12, con un peso máximo de 36 kilogramos, pueden utilizar cojines elevadores regulables en altura para lograr un ajuste del cinturón sobre la clavícula.

Antes de emprender cualquier viaje, los conductores deben cerciorarse de que el sistema de anclaje de la silla o asiento esté correctamente instalado y los arneses de seguridad ajustados, para que absorban el movimiento hacia adelante, en caso de un percance.

Minuto a minuto