Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 18 octubre 2017

Montreal, la ciudad de los sabores del mundo (Video)

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Montreal.- Pollo, salmón, carne ahumada, mariscos, quesos, vegetales, frutas y tubérculos son algunos de los ingredientes más populares en la cocina de Montreal, la ciudad de América del Norte con mayor número de restaurantes.

Además, es una de las 10 mejores ciudades del mundo para comer fuera, según el sitio de viajes “Gogobot”, prestigio que refrenda tanto en sus restaurantes gourmet como en los de barrio y los de comida rápida, donde se fusiona la cocina del mundo con infinidad de productos locales, preferentemente frescos.

Durante un recorrido por Notimex, se pudo constatar que aunque su mayor influencia es francesa, su perfil multicultural (alberga entre 80 y 120 diferentes comunidades) ha hecho de esta ciudad, un lugar donde “la gastronomía forma parte del arte de vivir”.

Así lo confirman sus diversos festivales y eventos dedicados a lo largo del año al arte culinario, por ejemplo en febrero se desarrolla Montreal en Lumiére, uno de los sucesos más prestigiados de América, donde la gastronomía es protagonista.

En agosto, el visitante se puede deleitar con los sabores del mundo, en el famoso festival gastronómico Omnivore; mientras que en noviembre lo puede hacer en MTL & Table, donde se pueden probar menús de restaurantes de todo tipo a un precio accesible, además de los tradicionales Foodtrucks del verano.

De acuerdo con datos de la oficina de Turismo de Montreal, también es la segunda ciudad de América del Norte en materia de micro cervecerías, muchas de ellas situadas en el Barrio Latino y en el centro de Montreal, donde igualmente abundan las cafeterías, lo cual hace que la gente siempre tenga un buen motivo para compartir la mesa.

“Gogobot” pondera lo moderna, lo hípster y lo norteamericana que es la propuesta gastronómica de Montreal y recomienda restaurantes como Au pied de conchon, Joe Beef, Juliette et chocolat, el mercado Jean-Talon y Schwartz.

Rémi Brunelle, chef del Blumenthal, restaurante de influencia francesa con identidad montrealés, que se ubica en Sainte Catherine, explicó que si bien la comida típica de la ciudad se puede reducir a quesos, le poutine (papas con queso y salsa de carne), bagels (panes de harina de trigo) y smoke meat (carne ahumada), la gastronomía es mucho más amplia y variada.

Ello se debe a la variedad de influencias culinarias de una ciudad abiertamente multicultural, que parte del concepto de la denominada “cocina del mercado”.

Por ejemplo, expuso, una especialidad de la casa puede ser el tartar de salmón, que es muy francés pero que allí se sirve sobre tostadas de bagel, que es un pan muy montrealés; lo mismo puede pasar con una hamburguesa de carne, a la que se adereza con un sabor local, muy propio de los sándwiches de carne ahumada (smoke meat).

Otro ejemplo es el pato que, siendo francés, aquí se sirve con una guarnición de vegetales de temporada, y son esos pequeños aspectos lo que le dan el toque montrealés, basado en productos locales y frescos, como el queso, pues existen unos 400 tipos diferentes.

De hecho, acotó, en Montreal no hay restaurantes que se dediquen en exclusiva a la cocina montrealés, como tal, lo que hay es cocina internacional, con una serie de influencias como la cocina fusión, la cocina del mercado y la creatividad de los chefs locales.

En ello coincide Amad Nabwani, chef y dueño de la Brasserie Pois Penché, situada en el céntrico Boulevard Maissonneuve, un sitio acogedor, de tradición clásica, donde el arte y la decoración parisina son el ambiente perfecto para una cocina de alta calidad y gran sabor.

Igual que el Blumenthal, se trata de cocina francesa con toques locales, siendo su particularidad la cocina del mercado y los productos de manufactura casera, como las pastas, salsas y mermeladas, así como la carme que ahuma en el restaurante.

Resaltó que aunque las recetas e inspiración son francesas, todos los productos son locales, lo que se transforma en variados menús para satisfacer a todo tipo de público.

El concepto apuesta por la diversificación de su oferta, ya que además de ser restaurante, tiene una sección de bar y una barra de marisco fresco; salones privados para atender a grupos familiares o de negocios, y una amplia cava que promete satisfacer el más exótico de los gustos.

Orgulloso de su lugar, Nabwani dijo a Notimex que el secreto de su éxito es “ser chic pero al mismo tiempo accesible a cualquier presupuesto”, situación que no es nada fácil pues, recordó, es una ciudad con una gran competencia. Situación que, sin embargo, calificó de saludable, pues ha hecho crecer la calidad del ramo, en beneficio de los comensales.

Otro motivo de satisfacción para Nabwani es el hotel Chez Swann, que tiene al lado el restaurante, un concepto ecológico y de ambiente natural, que resulta toda una experiencia para quien se hospeda en medio del aroma del bosque, con habitaciones decoradas con alfombras de pasto y muebles hechos con troncos de árboles.

En el Viejo Montreal también existen este tipo de restaurantes en los que lo clásico y lo cosmopolita se mezcla en un balance perfecto entre la decoración y su carta, tal es el caso del Méchant Boeuf Bar Brasserie, donde la cocina internacional se fusiona con éxito con los productos locales, para deleite de quien los consume.

Comida italiana, china, árabe y mexicana ocupa otra parte importante de la oferta gastronómica de esta ciudad, que tiene en el mercado Jean-Talone su gran abastecedor de alimentos, desde frutas frescas y vegetales; carnes y mariscos, hasta conservas, encurtidos, quesos, panes, pastas, mermeladas, etcétera.

Uno de los lugares más prestigiados de la zona es justamente el restaurante mexicano “El rey del taco”, con ganada fama de ser el mejor en su tipo en Montreal, con una carta que incluye carnitas, barbacoa, tortas, chilaquiles, enchiladas, pozole, birria, mole y más exquisiteces de la cocina azteca.

 

Minuto a minuto