Fundador:
Miguel R. Valladares García

sábado 18 noviembre 2017

“Foto premiada, un esfuerzo de 15 años”, dice Sergio Tapiro, ganador de premio NatGeo

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

 “No es cuestión sólo de suerte, no es cuestión sólo de ser un fotógrafo muy afortunado o un fotógrafo de ‘a pues qué chiste, nomás se fue al volcán y tomó 15 mil fotos cuando estaba haciendo erupción y una tenía que salir buena’. No, no es eso”, afirma Sergio Tapiro Velasco, ganador del premio National Geographic Travel Photographer of the Year 2017 y tercer lugar en el World Press Photo 2016.

Su imagen es fuerte, el volcán de Colima hace erupción, es de noche y además del rojo incandescente que se ve fluyendo del cráter, el destello de un rayo ilumina la superficie.

El poder de la naturaleza, como se llama la pieza, forma parte de un set de cinco fotos del volcán que fueron enviadas por Sergio a concursar en la categoría de “Naturaleza” del World Press Photo 2016.

Velasco no tenía fe en la foto ganadora, como fotoperiodista, pensó que sería otra imagen la que tendría más oportunidad. “Le faltaba el elemento humano y pensé que la foto con la camioneta roja (otra de sus imágenes concursantes) sería más apropiada”.

Sin embargo, la estampa nocturna del volcán de fuego atrapó a los jueces. Tomar esa imagen requirió más de 20 noches en vela, durante noviembre y diciembre de 2015, en los linderos del coloso.

“Era un domingo, me acuerdo que esa noche decidí quedarme de ese lado”. Así fue como el 13 de diciembre logró captar una imagen que lo impactó desde que la vio por primera vez a través del visor de su cámara Canon EOS 6D.

“Hay que olvidarse del bautizo de la sobrina, del futbol, hay que sacrificar muchas horas… A veces te llueve, puedes tener jornadas de hasta 25 horas”, asegura el fotoperiodista.

Redes de ayuda

Velasco no pasó todas esas noches en vela porque sí, tras estudiar y fotografiar al volcán y a sus habitantes desde 2002, ya tenía conocimientos para prever cómo podría desarrollarse el fenómeno.

Para lograr su acervo de más de 350 mil imágenes del coloso, Tapiro revela que su acercamiento al proyecto tuvo varios frentes, el paisajístico, el antropológico y el científico.

Fueron estos dos últimos los que lo ayudaron a construir redes de ayuda, entre los habitantes del volcán, y con científicos que le han avisado sobre los mejores momentos para visitar el lugar. Gracias a ello, Sergio Velasco logra retratar la fuerza del Volcán de Fuego con contundencia. “Lo que quise comenzar a hacer fue retratar lo que para mí era lo más bello del lugar donde nací.”

Tras ganar el tercer lugar en el World Press Photo, Tapiro inscribió la imagen al concurso de NatGeo. Compitió contra el trabajo de los mejores fotógrafos de naturaleza del mundo y se alzó con el primer lugar.

El esfuerzo y el trabajo de 15 años estudiando y fotografiando al volcán dieron frutos. “Esto no se da en la maceta del pasillo, hay muchísimos factores para que esto pueda suceder y me tocó la enorme fortuna de estar ahí. Pero también hubo mucho esfuerzo, 15 años de trabajo”.

Tapiro siempre les dice a sus alumnos que lo más importante para hacer una buena foto es conocer a tu sujeto, para saber dónde ubicarte, cuándo es el mejor momento para apretar el obturador. “Todos esos conocimientos, más tus conocimientos técnicos, más tu destreza, más tu vocación son los que permiten hacer buenas fotografías y al último, el factor suerte. Porque tienes que estar en el lugar dónde ocurren las cosas cuando éstas ocurren”. Velasco tiene previsto fotografiar a los 15 volcanes más activos del país como siguiente proyecto, eso lo llevará lejos de su natal Colima, pues deberá recorrer al menos 10 estados de nuestro país.

Minuto a minuto