Fundador:
Miguel R. Valladares García

lunes 18 diciembre 2017

Aceites naturales aportan beneficios a tu cabello

Evita dañarlo y deshidratarlo.

Agencias
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Aceites naturales, la mejor alternativa para cuidar los cabellos teñidos

y deshidratados.

Si deseas que tu melena teñida o decolorada tenga el aspecto saludable descubre las propiedades y posibilidades que te ofrecen estos aceites naturales.

Someter a tu cabello a numerosas decoloraciones para obtener el rubio deseado, así como teñirlo de diferentes tonos con regularidad acaba por dañarlo y deshidratarlo.

Además, el uso continuado del secador y las planchas, el cloro de las piscinas y otros agentes externos hacen que pierda su fuerza

y brillo.

Recurrir a productos naturales se convierte en una de tus opciones más saludables y eficaces.

Argán

Aceite de argán. Rico en vitamina E, este producto nutre y revitaliza el cuero cabelludo desde la raíz hasta las puntas proporcionándole flexibilidad, fuerza, brillo y suavidad.

Lo mejor es decantarse por su versión más pura y para ello deberás identificarlo de forma correcta, ¿cómo? prestando atención a sus características.

Fíjate en que su olor sea suave, tenga un tacto ligero y su color sea dorado traslúcido y no oscuro.

Su poder hidratante le convierte en el producto perfecto para combatir la caspa, reducir el frizz y tratar el pelo seco, frágil y dañado.

Es apto para todo tipo de cabellos, solo tienes que aplicarlo de una u otra forma en función de las características de tu melena.

Las mujeres con pelo graso deben utilizarlo solo en medios y puntas para después desenredar el cabello y distribuir el producto, con un peine, de forma homogénea y sin tocar demasiado el cuero cabelludo.

A continuación, se deja actuar durante unos 20 minutos y se aclara después.

Si, por el contrario, es seco deberás masajear también el cuero cabelludo.

Ricino

Si has escuchado que este aceite puede evitar la caída del cabello y dudas sobre su efectividad, haces bien.

No existen productos que eviten la caída como tal ya que este problema viene de la raíz y los productos actúan sobre el tallo, pero lo que sí pueden hacer por tu melena es fortalecerla, reduciendo su fragilidad, e hidratarla, dos puntos que restaurarán su dureza, le harán menos sensible a los agentes externos tales como el calor del secador y las planchas y por extensión harán que se caiga menos.

Aplícalo sin mezclar con otros aceites esenciales, en una cantidad pequeña y con movimientos circulares a través de un masaje realizado siempre con las yemas de los dedos, nunca con las uñas, déjalo actuar durante unos 10-15 minutos y acláralo con abundante agua.

Después lava tu cabello con tu champú habitual.

Jojoba

El aceite que se extrae de la jojoba, a diferencia de otros aceites vegetales, no tiene una textura grasosa, sino que es parecido a una cera lo que le convierte en un componente apto para todo tipo de cabellos, incluidos los grasos, y resulta perfecto para limpiar el cuero cabello.

El sebo natural que producimos puede, en ocasiones, bloquear los folículos pilosos lo que favorece la caída del cabello y frena su crecimiento.

Si usas este aceite en tu rutina beauty conseguirás desbloquearlos gracias a su penetrabilidad en la piel.

Minuto a minuto