Fundador:
Miguel R. Valladares García

lunes 18 diciembre 2017

Pide sector automotriz sensibilización de EU en reglas de origen

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) dijo que los fabricantes de vehículos y autopartes de Canadá, Estados Unidos (EU) y México acordaron mantener su postura de no modificar la regla de origen como parte de la modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), así como persuadir al gobierno estadounidense de la importancia de mantener la regla de origen en 62.5%.

“Vamos hacia la sexta ronda de negociación en Washington donde no hay un cambio de parte nuestra. Nos hemos reunido con la coalición de EU, formada por las tres asociaciones de fabricantes de vehículos y la industria de autopartes; la industria de autopartes de Canadá y las dos asociaciones de fabricantes de vehículos de Canadá; AMIA y la Industria Nacional de Autopartes y hemos acordado mantener nuestra postura”, dijo el presidente de la AMIA, Eduardo Solís, en conferencia telefónica con medios de comunicación.

“Tenemos que seguir buscando persuadir al gobierno de EU, una tarea que tiene encargada su propia industria. Hay una estrategia clara de parte de ellos para comunicarse con gobernadores, congresistas y la administración, para insistir en la importancia de mantener la regla de origen”, expuso.

AMIA insistió en que no hay una contrapropuesta en reglas de origen para la siguiente ronda.

Desde la cuarta ronda, el gobierno estadounidense propuso elevar el contenido regional para fabricar vehículos en Norteamérica de 62.5 a 85%, donde 50% de los componentes tendrían que fabricarse en EU.

AMIA dijo que el sector automotriz en EU hizo un análisis de los porcentajes como están establecidos en el TLCAN y son los más estrictos de todo el tratado, por lo que endurecer la regla resulta inalcanzable e inoperable, incluso en un periodo de dos a tres años, como se propuso en la quinta ronda, que concluyó el martes en la Ciudad de México.

“La regla de origen propuesta por el gobierno de EU no la pueden cumplir ni siquiera las empresas de ese país. El gobierno estadounidense tiene que sensibilizarse de lo que está solicitando su propia industria”, reiteró Solís.

Minuto a minuto