Fundador:
Miguel R. Valladares García

martes 14 agosto 2018

“Empleos no son precarios”, asegura Roberto Campa

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Roberto Campa / Foto: Archivo

Los empleos creados durante esta administración no son precarios, cuentan con seguridad social y acceso a los servicios de salud, afirmó Roberto Campa Cifrián, secretario del Trabajo y Previsión Social.

Al encabezar el arranque de la temporada 2018 del Programa de Trabajadores Agrícolas Temporales México-CANADA (PTAT), el titular de la STPS resaltó que la meta al final del sexenio es la creación de cuatro millones de empleos, de los cuales se han creado 3.5 millones “cifra positiva”; resaltó que los puestos de trabajo creados tienen un ingreso promedio de 4 salarios mínimos.

“Se ha hecho un esfuerzo para que no sean salarios precarios, el promedio de los empleos que se han generado es relativamente bueno confiamos con cumplir con la meta de cuatro millones de empleos. Ha habido resultados positivos en materia laboral porque una meta fundamental para el país es la creación de empleos, necesitamos empleos con mejores salarios, se trata de empleos que tiene seguridad social y salud, pensiones, empleos que no son precarios y eso es muy positivo y el número refleja por sí mismo resultados muy positivos, 4 millones es una meta muy grande”, subrayó.

Mediante el Programa de Trabajadores Agrícolas Temporales México-CANADA (PTAT), 26 mil jornaleros de todo el país viajarán a Canadá en 2018 para trabajar en actividades del campo, los primeros 102 partieron este miércoles desde el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

Los jornaleros que viajarán a ese país provienen de estados como Tlaxcala, Tabasco, Puebla, Oaxaca, Estado de México, Querétaro, Guanajuato, entre otros; trabajarán en granjas agrícolas, de Ontario, Quebec, Toronto, Columbia Británica, etc.

El Programa tiene 43 años de vida, inició en junio de 1974, se ha consolidado como una política pública binacional que garantiza la movilidad de trabajadores agrícolas mexicanos de manera, segura, legal, ordenada, al tiempo que les garantiza el respeto a sus derechos laborales, sociales y humanos.

Los trabajadores que parten, firman contratos de entre 3 y 8 meses cada año, y son beneficiados por el sistema laboral de Canadá, lo que les permite incluso jubilarse bajo ese régimen laboral si cumplen más de 60 años, siempre y cuando hayan cumplido al menos 8 años de trabajo en Canadá. Se pueden jubilar con el 80% del salario base con el que trabajaron.

De 1974 a la fecha, se han colocado un total de 351 mil 869 trabajadores agrícolas en el PTAT, al día de hoy la temporada 2017 presenta un incremento de 6.1% en relación a la temporada pasada. En esta administración 109 mil 67 trabajadores han sido beneficiados con este programa, cifra que representa el 31% del total de beneficiarios en los 43 años de historia del programa.

En la temporada 2017 un total de 25 mil 344 trabajadores han migrado temporalmente a Canadá, de los cuales 18 mil 679, 73% son nominales, es decir han sido requeridos por su empleador en más de una ocasión. El 82.3% del total de los trabajadores enviados en 2017, tienen 2 años o más participando en el Programa.

Los trabajadores se ocupan principalmente en los siguientes cultivos: verduras y legumbres, frutas, flores, invernaderos y viveros. A través del programa se han sincronizado cuatro secretarías de Estado: Salud, Gobernación, Relaciones Exteriores y la STPS.

Luis Alberto Rosales es uno de los 102 jornaleros que partirá a Canadá, donde permanecerá seis meses. Con 57 años de edad, Luis Alberto estará una vez más en ese país al cual ha viajado para laborar desde hace 24 años, por segunda ocasión estará en el estado canadiense de Columbia Británica donde trabaja en una granja que cultiva flores de ornato, así como verduras como el jitomate y perejil; permanecerá toda la temporada agrícola, estará de vuelta en México el 17 de junio.

Originario de Temascalcingo en el Estado de México, Luis Alberto se ha dedicado al campo desde temprana edad, su familia se dedicaba a la siembra del maíz, únicamente estudió la primaria pero ello no lo ha detenido para buscar mejores oportunidades para su familia.

“He sacado adelante a mis seis hijos, todos tienen carrera, ya saben defenderse. Tienen estudios, sólo me falta que mi hijo el menor, de 20 años, termine sus estudios de chef. Es una carrera muy cara pero poco a poco ha ido saliendo”.

Minuto a minuto