Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 15 agosto 2018

Atacan ciudad turca en respuesta a operación en ciudad siria de Afrin

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Varios cohetes fueron lanzados hoy hacia la ciudad turca de Reyhanli desde territorio sirio, dejando al menos un muerto y 32 heridos, un día después que Turquía inició su operación “Rama de Olivo” para expulsar a los combatientes kurdos sirios en la región de Afrin, al norte de Siria.

Los misiles cayeron en tres lugares de Reyhanli, en la provincia de Hatay (sur de Turquía), uno de los cuales cayó sobre un automóvil vacío estacionado y otros en los techos de dos viviendas, informaron autoridades fronterizas turcas, citadas por la agencia de noticias Anadolu.

La ciudad turca de Reyhanli sufrió el impacto de los cohetes horas después de que las tropas turcas ingresaron en la región de Afrin, en el segundo día de la ofensiva contra las milicias kurdas de las Unidades de Protección Popular (YPG), aliadas de Estados Unidos, pero que Ankara considera “terroristas”.

El canciller turco, Mevlüt Cavusoglu, condenó el ataque en Reyhanli y aseguró que Ankara seguirá con su ofensiva hasta expulsar a la milicia kurdo siria de los territorios fronterizos. “El ataque (a Reyhanli) muestra la verdadera cara del terrorismo. Esta operación continuará hasta que el último terrorista sea eliminado”, dijo.

El Estado Mayor de Turquía aseguró este domingo que al menos 153 objetivos de los grupos kurdos sirios, entre ellos refugios y depósitos de municiones, han sido eliminados por parte del Ejército turco en lo que va de la operación “Rama de Olivo” en la región siria de Afrin.

“Continúan los ataques contra los objetivos identificados mediante fuego de ataque, apoyado por fuego de apoyo terrestre, por el momento se han bombardeado 153 posiciones enemigas”, precisó en un comunicado.

La operación turca está dirigida contra los yihadistas y los grupos kurdos como el Partido de la Unión Democrática (PYD) y su brazo armado, las YPG, a los que Ankara vincula con el proscrito Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK).

En el primer día de la operación “Rama de Olivo”, que tiene como objetivo garantizar la estabilidad y seguridad fronteriza, al menos nueve personas perdieron la vida y otras 15 resultaron heridas por los bombardeos lanzados por aviones turcos, según las propias Unidades de Protección Popular.

El primer ministro de Turquía, Binali Yildirim, aseguró este domingo que la operación busca crear una zona de seguridad de 30 kilómetros de profundidad en territorio sirio. “Nuestra lucha se dirige al mismo tiempo contra el Estado Islámico (EI) en Afrin”, dijo.

La operación, que comenzó la víspera en Afrin y continuará en Manjib, también bajo control de las milicias kurdas sirias, tiene como objetivo mejorar la seguridad nacional de Turquía para evitar que se forme un “corredor de terror” en la frontera sur.

Minuto a minuto