Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 21 febrero 2018

Melanie Griffith honra a diseñador

Llevará un vestido de Alaïa en Baile de la Opera de Viena

EFE
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Viena.- Melanie Griffith, estrella de Hollywood y ex mujer de Antonio Banderas, llevará este día, en el célebre Baile de la Ópera de Viena un vestido del diseñador franco-tunecino Azzedine Alaïa, fallecido hace unas semanas en París.

La estadounidense de 60 años y ganadora de un Globo de Oro es la invitada del empresario y constructor austríaco Richard Lugner, que lleva al “baile de los bailes” de Viena a una estrella internacional.

Ambos atendieron ayer a los medios de comunicación en el centro comercial propiedad del magnate, y después Griffith firmó autógrafos a sus seguidores vieneses.

“Llevaré un vestido negro de mi amigo (Azzedine) Alaïa, que falleció hace unas semanas y que tengo desde hace 20 años”, anunció Griffith en la multitudinaria rueda de prensa.

“Me pondré grandes joyas”, agregó la actriz de películas como “Workin Girl”, quien acaba de recuperarse de un cáncer de piel.

También alabó a su excéntrico anfitrión: “No nos conocíamos de antes, pero es un gran hombre”.

La actriz admitió que aunque no sabe bailar el vals, saldrá a la pista de la Ópera vienesa, con Lugner si él se lo pide.

Griffith tuvo que ser operada hace unas pocas semanas de la nariz por un cáncer de piel, pero aseguró que ya está recuperada.

La actriz destacó que habló con su amiga, la también actriz de Hollywood Goldie Hawn, invitada especial de Lugner el año pasado.

“No me ha dado ningún consejo, pero me dijo que debería venir a Viena”, dijo Griffith.

Esta es la segunda vez que la actriz visita la capital austríaca, la primera fue en 2013 cuando acudió al llamado Life Ball (“Baile de la Vida”), un evento benéfico para juntar fondos para la lucha contra el sida y donde coincidió con el ex presidente de Estados Unidos Bill Clinton.

La que fuera mujer de Antonio Banderas durante 18 años, hasta su divorcio en 2015, admitió que sigue abierta al amor pero no al matrimonio: “¡No me casaré otra vez!”.

Estará en la capital austríaca hasta el viernes, cuando regresará a Los Ángeles (California. EE.UU) “para volver a los ensayos de la obra de teatro” en la que trabaja actualmente.

Preguntada sobre el movimiento #MeToo, que denuncia el acoso sexual en la industria del cine, Griffith dijo que le parece “magnífico que exista este debate, las cosas van a cambiar a partir de ahora”. Si bien negó haber vivido ella misma experiencias de acoso en Hollywood, recordó la historia de su propia madre, la también actriz Tippi Hedren.

“Ella tuvo una experiencia horrible con Alfred Hitchcock, quien quería tener sexo con ella, pero ella lo rechazó. Yo he crecido sabiendo que tengo el derecho de decir ‘no’ a cualquier hombre”.

Minuto a minuto

Toda la sección