Fundador:
Miguel R. Valladares García

martes 22 mayo 2018

Uber y Waymo llegan a acuerdo en caso de robo de tecnología

AP
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

SAN FRANCISCO (AP) — Uber llegó a un acuerdo extrajudicial en el caso de una presunta adquisición ilegal de tecnología para coches autónomos de una de las divisiones de Google, confirmaron el viernes ambas empresas.

Según el acuerdo, Uber pagará a Waymo -la división de coches autónomos de Google- 245 millones de dólares. Las empresas confirmaron el acuerdo en el cuarto día de un juicio federal sobre el caso.

Waymo dice que Uber aceptó tomar medidas para asegurarse de que la tecnología de Waymo no sea usada en vehículos autónomos de Uber.

El director general de Uber, Dara Khosrowshahi, dijo en un comunicado que la empresa cree que los secretos comerciales no llegaron a ellos desde Waymo.

Agregó que Uber está tomando medidas para asegurarse de que las investigaciones sobre vehículos autónomos representen solo el trabajo de Uber.

“Pero la posibilidad de que un par de empleados de Waymo podrían haber pedido que otras personas se sumen a Otto, y que ellos potencialmente podrían haber terminado con archivos de Google en su poder, viendo las cosas en retrospectiva, crea algunas preguntas difíciles”, dijo Khosrowshahi.

En la querella, Waymo sostuvo que el exdirector general de Uber Travis Kalanick se juntó con el exingeniero de Google Anthony Levandowski para robar tecnología sobre el sensor láser LIDAR, que funciona como los ojos de los vehículos autónomos.

Waymo alega que Levandowski robó ocho secretos comerciales de Google antes de renunciar a la empresa en enero de 2016. Él fundó su propia empresa emergente de tecnología, Otto, que Uber compró unos meses después por 680 millones. Kalanick ha reconocido haber negociado planes sobre Otto con Levandowski antes de que él la creara, aunque ambos, él y Uber, negaron haber usado tecnología alguna de Google para construir una flota de coches autónomos.

Levandowski fue contratado posteriormente por Uber.

Un mes después de ser despedido de esta empresa, los inversionistas presionaron a Kalanick para que renunciara como director general, en parte debido a preocupaciones sobre la demanda de Waymo.

Según Waymo, el acuerdo será pagado en acciones de Uber y equivale a 0.34% del valor de la empresa, valorizada en 72 mil millones de dólares, después de su más reciente recaudación de fondos, en la que estuvo involucrado el conglomerado japonés de tecnología Softbank.

En la etapa de presentación de evidencias previa al juicio, un testigo experto de Waymo valorizó al presunto robo en casi 2 mil millones de dólares. El juez en el caso no aprobó ese monto como evidencia.

Minuto a minuto