Fundador:
Miguel R. Valladares García

domingo 22 abril 2018

Investiga Londres muerte de ruso

El empresario Nikolái Glushkov fue hallado muerto en su casa, al parecer estrangulado

EFE
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Londres, Ing.- El Reino Unido anunció la apertura de una investigación penal por la muerte del exiliado ruso Nikolái Glushkov, quien fue hallado estrangulado el pasado lunes en su domicilio de Londres, mientras continúan las tensiones con Rusia por el caso del exespía envenenado Serguéi Skripal y su hija Yulia.

Glushkov, exiliado en Reino Unido, era cercano al oligarca Borís Berezovski, un enemigo del Kremlin que fue hallado ahorcado en 2013 en este país, aunque Scotland Yard apuntó hoy que “no existen pruebas” que relacionen este caso con el de Skripal.

Esta decisión llega después de que el Gobierno ruso anunciara, asimismo, la apertura de una causa penal para investigar esta muerte, así como el “intento de asesinato” de la ciudadana rusa Yulia Skripal, pesquisa que “se llevará a cabo según las exigencias de la legislación rusa y las normas del derecho internacional”.

El ministro de Exteriores británico, Boris Johnson, acusó ayer directamente al presidente ruso, Vladímir Putin, de estar detrás del envenenamiento al exespía y su hija, una imputación que el Kremlin tachó de “imperdonable”.

Moscú insistió en que Rusia no tiene “nada que ver” con el ataque a Skripal y su hija el pasado 4 de marzo en Salisbury (sur de Inglaterra) con un agente nervioso militar de fabricación rusa, y tildó la actitud de Londres de “un despropósito diplomático”.

El Gobierno británico, apoyado por Estados Unidos, Francia y Alemania, tiene claro que Rusia está detrás de lo sucedido y ayer Johnson insistió en que Putin “dirigió el uso del agente nervioso en las calles del Reino Unido, las calles de Europa, por primera vez desde la II Guerra Mundial”.

En la localidad de Salisbury -donde Skripal, su hija y el agente Nick Bailey, que los atendió, continúan ingresados en “estado grave”- siguen trabajando en las pesquisas casi 500 policías y unos 200 militares.

El cuerpo policial de Wilshire, condado en el que se sitúa Salisbury, reveló hoy que han detectado a otras 131 personas que estuvieron expuestas al agente nervioso “Novichok”, aunque ninguna de ellas presentó síntomas de la intoxicación.

Minuto a minuto

Toda la sección