Fundador:
Miguel R. Valladares García

viernes 21 septiembre 2018

Obispos invitan a fieles católicos a votar el 1 de julio

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Sólo participando en la vida cívica y política se puede transformar al país de manera positiva aseguraron obispos mexicanos al enviar un mensaje con motivo de las próximas elecciones del 1 de julio.

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) invitó a los fieles católicos a participar en los comicios donde se elegirá al siguiente presidente de la República.

“Participar en la vida cívica y política de nuestras comunidades es una obligación ciudadana y cristiana que no podemos ni debemos obviar. Sólo participando podemos transformar positivamente nuestra nación, en fidelidad a sus orígenes y a su destino histórico”.

En el documento se menciona que durante 2018 se llevará a cabo un proceso electoral con la finalidad de renovar más de 3 mil cargos públicos en 30 Estados, incluyendo al presidente, senadores, diputados federales, nueve gobernadores, más de mil alcaldes y diputados locales.

Lo que más se resalta es que cerca de 90 millones de mexicanos, mayores de 18 años, podrán emitir su voto de manera libre y secreta.

Los obispos compartieron una serie de elementos para ayudar “al discernimiento personal y comunitario que cada fiel cristiano está llamado a hacer para cumplir con la obligación moral de elegir sus gobernantes y legisladores”.

En primer lugar asegura que los feligreses son libres de elegir cualquiera de las opciones políticas existentes. “La fe cristiana trasciende las propuestas políticas concretas y deja en libertad a los fieles, para que elijan en conciencia de acuerdo a los principios y valores que han descubierto en la experiencia de la fe”.

Hace mención del “núcleo central” de la religión católica que tiene que ver con la “vida digna y libre: el respeto que merecen las personas desde el momento de la fecundación y hasta la muerte natural; la importancia del matrimonio heterosexual y monogámico; la vigencia de la más plena libertad en materia religiosa”.

Se aconseja discernir de manera crítica para optar por aquellos que puedan realizar el auténtico bien común.

Exhortan a la comunidad a participar cívicamente; puesto que entre más ciudadanos lo hagan de manera organizada más posibilidades habrá de que la sociedad madure y sea corresponsable en la gestión del bien común. “Todos debemos alentar la participación”.

Minuto a minuto

Toda la sección