Fundador:
Miguel R. Valladares García

martes 25 septiembre 2018

El famoso escalón de Hillary en el Everest parece haber desaparecido

El último escollo antes de coronar la montaña, podría haberse perdido por el sismo de 2015

EFE
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

KATMANDÚ, Nepal (EFE).- “No está”, “Ha desaparecido”. Eso es lo que dicen los montañeros que han coronado en los últimos días el Everest al ser preguntados por el escalón de Hillary, la prominente roca que representa el escollo final antes de coronar el techo del mundo, y que parece haber quedado reducido a una loma o escalera.

Algo pasó en el Everest durante el terremoto que el 25 de abril de 2015 golpeó Nepal. El seísmo sacudió las entrañas y la piel del pico más alto del mundo, en el que ese día 19 personas murieron en uno de los campos base engullidos por un alud.

Desde entonces el Gobierno ha empezado un proyecto para saber si la montaña sigue midiendo los mismos 8 mil 848 metros aceptados universalmente como altura del pico, pero parece que eso no es lo único que está en cuestión.

En 2016 se reabrió la ruta a la cumbre y aparentemente todo estaba en orden, pero el año pasado alguien notó que algo no estaba bien.

El montañero británico Tim Mosedale llamó la atención sobre el hecho de que el escalón no estaba el 16 de mayo de 2017 y otros alpinistas y sherpas confirmaron la impresión.

El Gobierno nepalí replicó entonces que el escalón que lleva el nombre del mítico sir Edmund Percival Hillary, quien junto al sherpa nepalí Tenzing Norgay fueron los primeros en coronar el Everest en 1953, seguía en su sitio y que lo único que había pasado era que la nueva ruta pasaba a cinco metros de la tradicional.

Pero cada vez son más las voces, y muy autorizadas, de quienes refutan la postura oficial.

Recién regresado de la cima y tras convertirse con 22 escaladas en el hombre que más veces ha hecho cumbre en el Everest, el sherpa nepalí Kami Rita Sherpa dice que la roca de 12 metros que sobresalía como una protuberancia a pocos metros de la cúspide se perdió en el terremoto.

“Prácticamente todos los guías sherpas que han escalado el Everest este año han buscado con cuidado la roca. No está, ya no hay confusión”, dijo hoy a Efe Kami Rita.

El hombre que más veces ha estado arriba añadió que “todos los que han escalado antes la montaña pueden sentir que la superficie de la roca ahora es una loma nevada y hace el ascenso final más fácil y rápido”.

Afirmó que antes sortear ese escollo llevaba entre 15 y 25 minutos y ahora no.

El Departamento de Turismo de Nepal, encargado de la gestión de permisos y de las actividades de escalada al monte, mantiene que la postura oficial no ha cambiado, pero comienza a abrir la puerta a la posibilidad de que el escalón de Hillary ya no esté allí.

El director general del departamento, Dinesh Bhattarai, indicó a Efe que aún no han recibido ninguna información sobre el asunto.

“Por tanto nuestra posición oficial expresada el año pasado no ha cambiado”, dijo.

“Pero eso no significa que tengamos razón. Si aparece nueva información que demuestre que (el escalón) ha desaparecido, corregiremos como es debido nuestro planteamiento e informaremos a la gente”, añadió.

De momento las redes sociales se han llenado de fotografías que supuestamente muestran la diferencia entre el antes y el después del terremoto en la topografía en el ascenso por la cara sur del monte.

Uno de ellos es el montañero Alan Arnette, que ha difundido en su blog fotos del escalón en 2011 y 2018 mostrando cómo la roca ha desaparecido y solo queda una loma de nieve allí.

“Es más como una escalera ahora que una grieta ¿La escalera Hillary?”, cuestionó en su blog.

Minuto a minuto