Fundador:
Miguel R. Valladares García

lunes 20 agosto 2018

Algunos beneficios de beber infusiones

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Son muchos los beneficios que el agua natural aporta a nuestro cuerpo. Mantenernos hidratados, ayuda, por ejemplo, a bombear bien la sangre desde el corazón, lo que produce un efecto mitigante del cansancio y la fatiga. Para nuestro cuerpo es muy necesaria el agua, ya que es un elemento indispensable de la digestión (ayuda al movimiento intestinal) y la quema de grasa, por lo que beberla, incluso te ayudará a bajar de peso.

Según el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS): dejar de beber agua es tan malo que podría generar la producción de piedras en los riñones. Sin embargo, cuando no estás muy acostumbrado a beber agua, incluirlo en tus hábitos diarios será una tarea difícil; una buena idea es preparar infusiones con fruta natural o hierbas de olor, con lo que no sólo te sentirás motivado a tomarla y beneficiará tu salud, sino que también le darás un toque dulce y fresco que te puede acompañar durante todo el día.

A continuación, te decimos cinco beneficios de beber infusiones de agua natural con fruta fresca según la coach de bienestar, Paulina Moreno, quien nos dijo: “Las infusiones te aportan gran energía y vitalidad. Prepararlas es muy sencillo: tan solo debes agregar dos frutas distintas, servir hielo y agregar un toque aromático con la hierba de tu elección, como albahaca, romero o menta, para obtener como resultado un sabor fresco y diferente todos los días”.

1. Ayudan al sistema digestivo.

El agua es fundamental para que el proceso de la digestión se realice correctamente y a que el cuerpo pueda eliminar las sustancias de desecho y se mantenga saludable.

2. Estimula la actividad cerebral.

Es una realidad que todos los órganos del cuerpo requieren agua para funcionar correctamente; mantener el cerebro hidratado ayuda a tener una mejor concentración y memoria. 3. Contribuye a tener una piel más saludable.

Tomar agua en forma regular ayuda a tener una piel hidratada; además las vitaminas y minerales de la fruta que agreguemos pueden ayudar a mantenerla saludable.

4. Dan un toque de sabor sin calorías extras.

El sabor del agua simple no es un sabor que guste a todos. Por ello, puede resultar más difícil a las personas adoptar el hábito de beber al menos 8 vasos de este líquido al día.

5. Contrarrestan los efectos de la sed de una forma saludable.

Cuando el cuerpo manifiesta tener sed es porque éste ya presenta cierto grado de deshidratación. Cuando una persona no acostumbra beber agua simple, puede optar por bebidas azucaradas que, si bien, puede satisfacer la sed de momento, incrementa la cantidad de azúcar consumida en el día. Por ello, es mejor optar por agua simple. Recuerda que lo ideal es tomar 8 vasos de agua natural al día, dale un toque diferente de sabor y aprovecha la energía que esta acción te proporciona.

Minuto a minuto