Fundador:
Miguel R. Valladares García

jueves 16 agosto 2018

Ortega aceptó adelantar comicios sin dimitir, afirman en Nicaragua

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Daniel Ortega/ Foto: Archivo 

El periódico La Prensa y el diario digital Confidencial, influyentes medios de comunicación de Nicaragua, informaron anoche que el presidente nicaragüense, Daniel Ortega, reveló a un emisario del Congreso de Estados Unidos que aceptaría adelantar los comicios presidenciales para buscar una salida a la profunda crisis política en ese país, pero sin necesidad de renunciar antes a su cargo.

Los dos medios basaron la revelación en un mensaje telefónico de audio que el nicaragüense Medardo Mairena, dirigente del opositor Consejo Nacional por la Defensa de la Tierra, Lago y Soberanía—agrupación campesina no estatal de rechazo a la construcción de un canal interoceánico en Nicaragua—transmitió a los miembros de esa organización.

Mairena remitió el mensaje a los campesinos del Consejo desplegados en los bloqueos callejeros que mantienen paralizada a Nicaragua como parte de las protestas antigubernamentales que estallaron el pasado 18 de abril y en las que, según grupos no estatales de defensa de los derechos humanos, la represión indiscriminada del gobierno ya dejó cerca de 150 muertos, con centenares de heridos y de presos.

Mairena, publicaron La Prensa y Confidencial, aseguró que el dato sobre la decisión de Ortega de autorizar que se anticipen las elecciones aunque sin dimitir de la presidencia, le fue comunicado por la embajada de Estados Unidos en Managua.

El presidente planteó su posición en una reunión que mantuvo, en fecha no determinada, con el estadounidense Caleb McCarry, enviado a Nicaragua por el senador republicano por Tennessee, Bob Corker, presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado de EU, relató el dirigente campesino, citado por los dos medios. McCarry visitó Nicaragua el fin de semana anterior, confirmó la embajada.

EL UNIVERSAL intentó, sin éxito, obtener en la embajada una confirmación independiente de la revelación hecha por Mairena y reproducida por ambos medios.

La propuesta del presidente, aseveró Mairena, fue retransmitida por Corker y la embajadora de EU en Nicaragua, Laura Dogu, a la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) y a la alianza opositora de estudiantes, campesinos, obreros, empresarios y otros sectores de la sociedad civil que está al frente de las manifestaciones para exigir la renuncia de Ortega y de su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo.

La jerarquía católica actuó desde finales de mayo pasado como mediadora en un diálogo—ahora suspendido—entre el gobierno y los opositores.

De acuerdo con el calendario electoral de Nicaragua, los próximos comicios presidenciales deberían efectuarse en noviembre de 2021, ya que los anteriores se llevaron a cabo en noviembre de 2016 y fueron ganados por Ortega y Murillo.

Tras perder consecutivamente en los de 1990, 1996 y 2001, Ortega triunfó en los de 2006 y asumió un primer quinquenio en enero de 2007, se reeligió controversialmente en 2011 para iniciar un segundo en 2012 y volvió a reelegirse en los de 2016 para comenzó en 2017 el tercer periodo, en una reelección consecutiva e indefinida que la oposición catalogó como inconstitucional.

La crisis estalló luego de que Ortega emitió en abril anterior una reforma para aumentar las aportaciones monetarias de trabajadores y patronos a la seguridad social, pero debió derogarla por el masivo repudio callejero.

El rechazo popular a la reforma desató lo que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) denunció como intensa represión policial y de fuerzas parapoliciales o turbas afines a la pareja presidencial. El lío con la seguridad social detonó en un reclamo popular que derivó en otras exigencias, porque demandó la democratización del país frente a lo que calificó como régimen dictatorial y dinástico del dúo gobernante con fraudes electorales.

El conflicto podría recrudecer en las próximas horas, ya que la alianza cívica convocó ayer a un paro nacional de 24 horas para este jueves.

Dimisión. En su mensaje, Mairena comunicó a los campesinos de su organización que están desplegados en los bloqueos viales que “Ortega está proponiendo adelantar las elecciones, cuando nosotros estamos pidiendo su renuncia”, informó Confidencial. “Por lo tanto, lo tenemos loco con los tranques, acorralado con la presión que hay, aunque nos sigue matando”, añadió, según el diario digital.

“Si él (Ortega) está diciendo que adelanta elecciones, que permite que sean supervisadas, con todas las garantías, eso es un adelanto producto de la presión que tenemos, pero nosotros continuamos firmes, porque no podemos seguir esperando que él siga gobernando, porque nos está matando”, reportó Mairena, según Confidencial.

También advirtió, de acuerdo con el medio, que “Él (Ortega) dice elecciones sin renuncia, nosotros exigimos su renuncia y posteriormente las elecciones”.

Diálogo. Una nota de la embajada estadounidense en Managua precisó que McCarry fue enviado por Corker para “acompañar y apoyar” el diálogo nacional mediado por los obispos católicos y “tras conversaciones con el Departamento de Estado” de EU.

McCarry y Dogu, añadió el comunicado de la legación diplomática, se reunieron el pasado fin de semana con los obispos y con integrantes del bloque opositor civil y les comunicaron su respaldo a una propuesta de la CEN “para poner fin a la violencia y poder avanzar en las negociaciones” para una solución de la crisis.

Confidencial destacó, no obstante, que el boletín de la embajada “no informa” que McCarry y Dogu reportaron que “Ortega estaría dispuesto a un adelanto de elecciones”, sin determinar una fecha específica ni necesidad de renunciar.

Sin identificarlas, el medio citó a fuentes del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) que dijeron que los comicios podrían efectuarse en 2019 y que Ortega se mantendría en el poder hasta esa fecha pero recordó que el “clamor popular” es exigir “su salida inmediata de la Presidencia”.

En una de las jornadas del diálogo, el canciller de Nicaragua, Denis Moncada, rechazó la renuncia del mandatario y de su esposa y alegó que sería una ruptura del orden constitucional.

Minuto a minuto

Toda la sección