Fundador:
Miguel R. Valladares García

lunes 20 agosto 2018

Científicos observan joven estrella que parece devorar un planeta

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Mediante el uso del Observatorio de Rayos X Chandra de la NASA, un grupo de científicos observó lo que podría ser la evidencia de una joven estrella que parece devorar un planeta o planetas cercanos.

El hallazgo indica que la estrella madre está en proceso de devorar los restos planetarios, esto daría una idea a los expertos sobre los procesos que afectan la supervivencia de los planetas infantiles.

Desde 1937, los astrónomos han sido testigos de la variabilidad lumínica de la joven estrella, RW Aur A, ubicada a unos 450 años luz de la Tierra.

En diversos estudios, los científicos han visto que la luz óptica del astro se ha desvanecido antes de volver a brillar. No obstante, en los últimos años, los expertos vieron que la estrella se oscurece con mayor frecuencia y en periodos más largos.

Según la nueva investigación, el evento de oscurecimiento más reciente de la estrella pudo ser por una colisión de dos cuerpos planetarios infantiles, que incluye al menos un objeto de tamaño considerable para ser un planeta.

Conforme los desechos planetarios resultantes caen en la estrella, generará un velo espeso de polvo y gas, oscureciendo de manera temporal la luz de la estrella, destacó la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés).

Las simulaciones por computadora predicen que los planetas pueden caer en una estrella joven, pero no se había observado, comentó el líder del estudio, Hans Moritz Guenthe.

“Si nuestra interpretación de los datos es correcta, esta sería la primera vez que observamos directamente a una joven estrella devorando un planeta o planetas”, agregó.

Los anteriores eventos de oscurecimiento de la estrella, pudieron haber sido causados por aplastamientos similares, de dos cuerpos planetarios o grandes restos de colisiones pasadas que se encontraron de frente y volvieron a romperse.

La agencia espacial estadunidense menciona que RW Aur A y su compañera binaria, RW Aur B, tienen la misma masa que el Sol y se encuentran en las constelaciones Taurus y Auriga, que alberga guarderías estelares donde están miles de estrellas infantiles.

Minuto a minuto