Fundador:
Miguel R. Valladares García

domingo 9 diciembre 2018

Paola Espinosa se convierte en la clavadista más laureada

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

BARRANQUILLA, Colombia (EL UNIVERSAL).- Antes de tirarse en su último clavado, Paola Espinosa detuvo la mirada en su hija Ivana y, tras un par de segundos, inició la ejecución de su salto en la piscina del complejo acuático, donde alcanzó la medalla de plata en trampolín de un metro, en su regreso a las competencias internacionales, luego de que el año pasado dio a luz a Ivana.

Con su hija de 11 meses entre los brazos, la bajacaliforniana (277.35 puntos) celebró la plata que la coloca como la clavadista con más medallas en la historia de los Juegos Centroamericanos y del Caribe, con ocho.

Al retomar su carrera deportiva luego de ser madre, Paola se olvidó de la plataforma de 10 metros, donde consiguió su par de preseas olímpicas (bronce y plata en 10 metros sincronizados en Bejing 2008 y Londres 2012, respectivamente), para tomar el trampolín, donde se reinventó, pues dominar el movimiento de la tabla ya no formaba parte de su gran repertorio.

La atleta bajacaliforniana se convirtió en mamá por primera vez el año pasado y decidió, en su retorno, dejar a la laureada entrenadora china Ma Jin por Iván Bautista, quien la preparó para retomar su andar en el trampolín de un metro.

A Paola la acompañó en el podio la mexiquense Carolina Mendoza (260.30), quien se quedó con el bronce en la prueba de este viernes por la tarde, la cual fue dominada por la colombiana Diana Pineda (282.75).

Las preseas de Paola y Carolina se añadieron al oro y bronce de Jahir Ocampo (414.45 unidades) y Rommel Pacheco (383.25) en el trampolín de un metro, que mantienen a México como potencia mundial en clavados.

El colombiano Sebastián Morales (401.45) completó el medallero al quedar en segundo lugar, dándole la medalla de plata a los locales.

Minuto a minuto

Toda la sección