Fundador:
Miguel R. Valladares García

domingo 23 septiembre 2018

Nio, una posible rival china de Tesla, sale a bolsa en Wall Street

EFE
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

NUEVA YORK (EFE).- La compañía china Nio, que pretende convertirse en la competencia de Tesla, salió hoy a bolsa en Nueva York, donde a media jornada ascendía un 0.48 por ciento tras varios movimientos en zigzag.

La empresa, fundada hace tan sólo cuatro años, comenzó a cotizar en Wall Street a 6.26 dólares la acción, y la oferta pública inicial (OPI) llevó la valoración de la empresa a 6 mil 400 millones de dólares.

Nio tiene como objetivo ser la rival en China de Tesla, la mayor entidad de automóviles eléctricos del mundo, y su SUV eléctrico ES8, presentado el año pasado, se vende por unos 65 mil dólares, la mitad del precio chino de la versión más básica del Tesla X.

Según dijo a medios especializados un representante de la compañía analista Automobility, la empresa automovilística china intenta atraer a jóvenes conductores con características como una conexión a internet e inteligencia artificial.

Además de Tesla, Nio se enfrenta a competidoras como BYD, que cuenta con el apoyo del magnate estadounidense Warren Buffett, y Byton, mientras que Volkswagen y Ford también están aumentando sus esfuerzos en el desarrollo de coches eléctricos para el mercado chino.

Según los documentos oficiales presentados previos a su OPI, para finales de julio Nio había recibido 17 mil pedidos de consumidores, pero había entregado menos de 500 coches, y en la primera mitad del año había registrado 7 millones de dólares en ventas y 503 millones en pérdidas.

Tesla, por su parte, registra en lo que va de año ventas por valor de 2 mil millones de dólares en China, lo que ha llevado al fundador de la empresa, Elon Musk, a querer construir una fábrica en Shangai que podría manufacturar unos 500 mil vehículos al año.

Aunque Nio todavía no fabrica sus propios coches, algo que delega en Anhui Jianghui Automobile Group (JAC), la empresa promete un sistema de carga que permite a los propietarios cambiar la batería del vehículo en menos de 3 minutos.

Nio, que tiene oficinas en California, Londres y Múnich (Alemania), también tiene como objetivo expandir sus ventas a otras partes del mundo, incluido EE.UU.

Minuto a minuto