Fundador:
Miguel R. Valladares García

lunes 15 octubre 2018

“Habrá amnistía a presos políticos”, promete AMLO

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

CANCÚN, QR. (EL UNIVERSAL).- Luego de dar a conocer que el hijo del ex gobernador de Quintana Roo Mario Villanueva Madrid le entregó una carta en la que pide que su padre sea liberado, el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, adelantó que el 1 de diciembre firmará un decreto de amnistía a presos políticos.

A una reunión entre el presidente electo y el gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González, asistió Carlos Villanueva, hijo del ex mandatario —preso por operación con recursos de procedencia ilícita— y Jorge Emilio González, conocido como el “Niño Verde”.

Tras el encuentro, López Obrador detalló que el decreto lo elabora la futura secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero. “Vamos a establecer el método. Le he pedido a Olga Sánchez Cordero que me apoye con la elaboración del acuerdo, del decreto, de la ley, de conformidad con lo que corresponda y que se fijen las condiciones para dar esta amnistía a presos políticos a partir del análisis expedito de caso por caso. Se van a analizar todos”.

Detalló que Villanueva le dio una misiva y le prometió justicia al ex mandatario, detenido en 2001. Este jueves, circuló una carta elaborada por la ex vocera de Villanueva, en la que le piden a López Obrador que envíe a alguien de confianza a la prisión donde se encuentra, para que escuche su defensa y se haga justicia.

“Me dio una carta, va a haber justicia. Se va a revisar de acuerdo a los tiempos legales, esto debe estar en el Poder Judicial, pero ya no habrá represalias en contra de nadie. Ya no se va a reprimir a nadie ni encarcelar a nadie”, prometió López Obrador.

Más tarde, en un mitin en la Plaza de las Palapas, señaló que en su gobierno nadie irá a la cárcel por consigna ni habrá reprimidos por sus ideas, ni castigados injustamente.

Dijo que como lo hará con el Estado Mayor Presidencial (EMP), también reubicará a 3 mil 700 elementos del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen), a quienes criticó, porque se dedican a andar escuchando o “ser orejas. No se les va a despedir, nada más van a cambiar de trabajo, porque nadie va a ser perseguido o espiado y escuchado en sus conversaciones por teléfono. Libertad plena para todos”, aseveró.

Fondo y tren maya, van. A pesar de haber dicho que no iba a tocar el fondo de transición de 150 millones de pesos, López Obrador informó que gastará parte de ese fondo para pagar a las personas que realizan el censo del bienestar.

Acompañado del gobernador Carlos Joaquín González, el presidente electo aclaró que aún no se han liberado los fondos y buscará un mecanismo para tener los recursos para pagar a los ayudantes del censo.

“La mayor parte de ese fondo se está destinando a pagar a quienes están trabajando casa por casa en el censo del bienestar. Cómo son muchos, miles, se busca el mecanismo legal para liberar esos fondos, que se van a utilizar para pagar a los que están haciendo el censo”, explicó.

Problemas en aeropuerto. Este jueves, a su llegada al aeropuerto de Cancún, López Obrador volvió a pasar problemas por viajar en líneas comerciales. Debido a la lluvia se le dirigió a un túnel para descender, mientras que el resto de pasajeros se mojaron.

Comentó que a pesar de que no les guste a sus adversarios o a la prensa fifí, el Tren Maya será construido. “Les guste o no les guste a nuestros adversarios, a los fifís, a la prensa fifí, vamos a construir el Tren Maya. Me canso ganso”, sostuvo. Aseguró que crecerán el sur y el sureste, porque el próximo presidente de México va a ser un choco-tabasqueño del sureste.

Minuto a minuto

Toda la sección