Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 14 noviembre 2018

Matemáticas, disciplina que contribuye al desarrollo sustentable

En México existe una gran renuencia hacia las matemáticas por “la falta de una educación adecuada que permita al estudiante experimentarlas y no sólo memorizarlas”.

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

CIUDAD DE MÉXICO (Notimex).- Las matemáticas son una herramienta por excelencia para generar carácter, la mentalidad creativa y de éxito que México requiere para alcanzar el desarrollo sostenible.

Francisco Bulnes Aguirre, quien hoy es reconocido a nivel internacional por sus investigaciones en matemáticas y aplicaciones dentro del área de geometría algebraica, física, teoría infinita de Lie, física teórica y nanotecnología, habló de la importancia de esta disciplina.

El investigador se desempeña como profesor desde 2006 en el Centro Tecnológico de Estudios Superiores Chalco, donde trabaja en varias áreas de investigación, que lo han llevado a desarrollar teoremas que hoy llevan su propio nombre y que han dado pauta para que el académico haya sido recibido destacados reconocimientos.

En entrevista con Notimex, Francisco Bulnes comentó que ha sido su amor por las matemáticas lo que lo ha llevado a desarrollar una metodología propia denominada Método con fundamentos, para estudiar diversos problemas, y por la cual le dieron un reconocimiento en Alemania.

Desde su punto de vista, uno de los principales obstáculos que han generado que en México exista una gran renuencia hacia las matemáticas es “la falta de una educación adecuada que permita al estudiante experimentarlas y no sólo memorizarlas”.

Su metodología consiste en “una acción tan simple” como permitir a los estudiantes descubrir por sí mismos las formas en que pueden ser aplicadas las matemáticas, a partir de situaciones concretas.

Llegan con él “como lo hace un aprendiz” y los enfrenta a actividades concretas. El alumno enfrenta problemas que tiene que resolver, y para ello cuenta con herramientas tan básicas como las matemáticas, las cuales, al ser comprendidas de manera deductiva, al final llevan al alumno a asimilar la materia como algo básico y elemental.

A pregunta expresa sobre por qué considera que en México las matemáticas no sean tan apreciadas, apuntó que el problema viene desde la forma en que se enseña esta materia en la primaria, desde un punto de vista mecánico y memorizado.

“A las matemáticas hay que enseñarlas con razonamiento, pero también en forma lúdica, como un juego para que sea atractivo para los niños. De ahí viene el problema e incluso los mismos profesores no saben o están preparados para dar temas de matemáticas”, aseveró.

El docente expresó su preocupación por el hecho de que temas como la teoría de los conjuntos, que son fundamentales, hayan sido eliminados de la educación básica en la primaria, por lo que en la actualidad muchos jóvenes ya no tienen capacidad de abstracción y no saben cómo manejar el concepto de conjunto y cantidad.

Aseguró que el principal secreto es generar un criterio deductivo y una visualización que vaya más allá de lo que rodea a las personas, y eso, de alguna manera, puede ser desarrollado a partir del aprendizaje de algo tan básico como las matemáticas.

Un ejemplo de ello es un sensor de iluminación, desarrollado con su equipo de trabajo a partir del principio de “energía de curvatura”, y que va encaminado a optimizar las luminarias de un espacio.

El dispositivo permite mejorar y hacer eficiente el uso de energía, ayudando a resolver un problema real: cerca del 40 por ciento de energía se desperdicia.

Este dispositivo está hecho a partir de geometría, utilizando el principio de energía de curvatura, de manera que una esfera concentra la luz a través de una asta en una bóveda de tipo paraboloide de revolución. Permite concentrar la luz en un sensor, consistente en una fotorresistencia incluida y que da presente los datos para medir cómo varia la luz en el espacio.

Este mismo principio de “energía de curvatura” puede ser aplicado para aprovechar la generación de energía a partir de voltio sobre metro cúbico, que es como se mide la energía de curvatura e incluso aplicarse en otros campos como la robótica y la nanotecnología.

El resultado, dijo son máquinas mecánicas que, en lugar de moverse de manera angular y rígida, se desplacen suavemente con movimientos naturales, como si se tratara de un ser vivo, lo que se traduce en mayor precisión.

Es su incursión en la energía de curvatura, lo que ha llevado al doctor a recibir reconocimientos incluso en Dubai y en la misma Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés), ya que hasta ahora no se proyectaba la teoría de “energía de curvatura” a un campo práctico.

Esto, señaló, nos puede llevar a desarrollar dispositivos que incluso nos ayuden a curar a nivel molecular. No obstante, las aplicaciones, el científico dijo que el obstáculo sigue siendo la falta de apoyo para estos proyectos de investigación.

Bulnes Aguirre siembra una semilla importante en su equipo de trabajo y hoy, entre sus alumnos, se encuentran personas como Cuauhtémoc Gutiérrez Hernández, quien a tres años de haber comenzado a trabajar con el doctor, ha cambiado su vida radicalmente.

En entrevista, el estudiante, quien está en vísperas de titularse con una de las colaboraciones que realiza con el investigador, confesó haber cambiado su perspectiva de vida.

Para el joven, el secreto es “no tener miedo”, ya que, como él mismo lo confiesa, la mentalidad de muchos jóvenes es creer “que es difícil o que no es posible, y esto se traduce en una incapacidad psicológica para lograr el éxito a nivel personal”.

Al respecto, la profesora Rocío Cayetano Meléndez, también integrante del equipo de Bulnes Aguirre, afirmó que trabajar para este equipo le ha ayudado a muchos estudiantes a expandir su mente, algo característico de las matemáticas y que consiste en ver las cosas con profundidad.

“Algo que tenemos claro es la importancia de analizar las causas y no los efectos que es algo que solemos hacer mucho en México. Solemos ver las enfermedades y solo nos limitamos a medicar a la persona para aliviarla, pero no profundizamos para dar con el factor responsable de que esa persona se haya enfermado”, puntualizó.

Minuto a minuto