Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 14 noviembre 2018

Hombre cercano a príncipe saudí, ligado a periodista perdido

AP
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Un miembro del séquito del príncipe heredero de Arabia Saudí Mohammed bin Salman ingresó al consulado saudí en Estambul justo antes de que el periodista Jamal Khashoggi desapareciera en el lugar, según muestra una imagen filtrada de una cámara de seguridad, lo que acerca a la familia real al supuesto asesinato del columnista.

El hombre, al que las autoridades turcas identificaron como Maher Abdulaziz Mutreb, ha sido fotografiado este año acompañando al príncipe Mohammed en viajes a Estados Unidos, Francia y España.

Las autoridades turcas afirman que viajó a Estambul en un avión privado junto con un “experto forense” el 2 de octubre y salió del país esa misma noche. Fue el mismo día en que Khashoggi, un columnista del The Washington Post que criticó el ascenso del príncipe Mohammad al poder, ingresó al consulado y no fue vuelto a ver.

Arabia Saudí, que inicialmente dijo que las acusaciones “carecían de fundamentos”, no ha respondido a las repetidas solicitudes de comentarios de The Associated Press en los últimos días, incluyendo el jueves, cuando se identificó a Mutreb. La AP no pudo contactar de inmediato a Mutreb en busca de comentarios.

Pero la presencia de Mutreb en el consulado, y en la residencia del cónsul general horas más tarde, se suma a la creciente presión que enfrenta el gobierno saudí en medio de la indignación internacional por la desaparición del periodista, quien de acuerdo a las autoridades turcas, fue asesinado y desmembrado.

En otra muestra de dicha presión, el secretario del Tesoro de Estados Unidos Steven Mnuchin dijo que no asistirá a una cumbre de inversiones en Arabia Saudí, sumándose a posturas similares de funcionarios de Francia, Gran Bretaña y Holanda. Varios altos ejecutivos también cancelaron su asistencia, al igual que la directora del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde.

El presidente Donald Trump, quien primero criticó duramente a los saudíes en torno a la desaparición pero se ha retractado, declaró el jueves que “sin duda parece” que Khashoggi está muerto, y que las consecuencias para los saudíes “tendrán que ser muy severas” si se descubre que ellos lo mataron.

Los analistas señalan que mientras los saudíes se nieguen a admitir lo que le sucedió a Khashoggi, es posible que continúen filtrándose detalles del caso.

“Turquía quiere mostrarle al mundo que no puede ser innoble, vendiendo valores y principios en acuerdos políticos con Estados Unidos o Arabia Saudí para intentar enterrar la verdad y presentar un escenario aceptable”, dijo Yusuf Katipoglu, analista turco.

El diario progubernamental Sabah publicó el jueves las imágenes de Mutreb, quien aparece del otro lado de las barricadas de la policía en el consulado a las 9:55 a.m. seguido de varios hombres. Khashoggi llegó al consulado unas horas después, a la 1:14 p.m., y luego desapareció mientras su prometida lo esperaba en el exterior.

Un reporte publicado el miércoles por el diario progubernamental Yeni Safak, citando lo que describió como una grabación de audio del asesinato de Khashoggi, señala que un equipo saudí abordó al periodista de 60 años en cuanto ingresó al consulado, le cortó los dedos y posteriormente lo decapitó.

Imágenes de vigilancia previamente filtradas muestran vehículos consulares trasladándose del consulado hacia la residencia del cónsul general, a unos 2 kilómetros (1,2 millas) de distancia, unas dos horas después del ingreso de Khashoggi. Las fotografías publicadas por Sabah muestran a Mutreb a las 4:53 p.m. en la residencia del cónsul y a las 5:15 p.m. registrando su salida de un hotel. Más tarde cruza un punto de revisión aeroportuaria a las 5:58 p.m., antes de salir de Estambul.

Minuto a minuto

Toda la sección