Fundador:
Miguel R. Valladares García

viernes 16 noviembre 2018

ONU debe investigar desaparición de periodista saudí: grupos civiles

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Grupos defensores de derechos humanos y de periodistas urgieron hoy a Turquía a solicitar de manera formar a la Organización de Naciones Unidas (ONU) que inicie una investigación independiente sobre la desaparición y posible ejecución del periodista saudí Jamal Khashoggi.

La solicitud fue realizada este jueves en la sede de la ONU por representantes de Human Rights Watch (HRW), Amnistía Internacional (AI), el Comité para la Protección de Periodistas (CPJ) y Reporteros sin Fronteras (RSF).

La investigación, expresaron, debe determinar el papel de Arabia Saudita en la desaparición forzada y el posible asesinato extrajudicial de Khashoggi. Asimismo, debe apuntar a identificar a todos los responsables de ordenar, planificar y ejecutar cualquier operación relacionada con el caso.

“Turquía debería solicitar a la ONU iniciar una investigación oportuna, creíble y transparente”, dijo Robert Mahoney, subdirector ejecutivo del CPJ.

Mahoney añadió que “la participación de la ONU es la mejor garantía contra un encubrimiento de los sauditas o de intentos de otros gobiernos de ocultar el problema bajo la alfombra para preservar los lazos comerciales lucrativos con Riad”.

Los representantes señalaron que las pruebas recopiladas por el equipo de investigación de la ONU deben conservarse para su uso en futuros procesos judiciales. El equipo de investigación debe tener completa libertad de movimiento y entrevistar a posibles testigos o sospechosos sin interferencia.

El equipo también debe recomendar vías para llevar ante la justicia a cualquier persona contra la que se encuentre evidencia creíble sobre su participación.

Khashoggi ingresó al consulado de Arabia Saudita en Estambul el 2 de octubre de 2018 y no se ha visto ni escuchado desde entonces.

Arabia Saudita ha negado su participación en la desaparición de Khashoggi, argumentando que el periodista abandonó el consulado por su cuenta poco después de su llegada, pero no ha presentado ninguna evidencia que respalde esta afirmación.

La desaparición de Khashoggi sucede en un ambiente de intensificada represión contra las voces disidentes en el país desde que Mohammad bin Salman se convirtió en el príncipe heredero en junio de 2017, de acuerdo con estos organismos.

Esta campaña se caracteriza por la represión sistemática de la disidencia, incluida la expresión pacífica dirigida a la promoción y protección de los derechos humanos.

Prácticamente todos los defensores de los derechos humanos y voces críticas, incluidos clérigos religiosos, periodistas y académicos, han sido blanco de recientes arrestos, de acuerdo con los organismos.

Louis Charbonneau, director para la ONU de HRW, afirmó que las investigaciones unilaterales de Arabia Saudita, país bajo sospecha, no serán creíbles.

“Solo la ONU tiene la credibilidad y la independencia necesarias para exponer a los autores intelectuales de la desaparición forzada de Khashoggi y responsabilizarlos”, subrayó Charbonneau.

Minuto a minuto

Toda la sección