Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 14 noviembre 2018

Protestan contra Jair Bolsonaro a días de elección en Brasil

AP
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

A una semana de la elección que definirá el rumbo de la mayor economía de Latinoamérica, miles de personas protestaron el sábado por las calles de Brasil en contra el derechista Jair Bolsonaro, amplio favorito para vencer al izquierdista Fernando Haddad en la segunda vuelta.

A tono con una campaña marcada por un clima de discordia y polarización pocas veces visto desde el retorno democrático, en 1985, simpatizantes izquierdistas encabezaron actos “en defensa de la democracia” contra Bolsonaro, a quien acusan de “fascista” y de representar un desafío a la democracia.

Menos efusiva y sensiblemente menor en convocatoria que la masiva jornada de protesta previa a la primera vuelta electoral, la dimensión de la movilización fue un termómetro del ánimo de la izquierda a una semana de la elección.

“El escenario es muy adverso, la gente no está tan animada como me gustaría que estuviese, pero creo que Haddad tiene posibilidades todavía”, aseguró a The Associated Press Felipe Félix, un profesor universitario de 31 años.

La ventaja de Bolsonaro parece prácticamente irreversible. De acuerdo con una encuesta divulgada este jueves por la consultora privada Datafolha, Bolsonaro aparece con 50% de votos contra 35% de Haddad. Si se descuentan los indecisos y votos blancos y nulos, Bolsonaro se impondría por 59 puntos a 41, de acuerdo al estudio.

Haddad, designado por el expresidente Luiz Inácio Lula de Silva, no ha logrado despegar en las encuestas en los últimos días, lo que Bolsonaro aprovechó para estirar su ventaja.

Al igual que Félix, cerca de unas cinco mil personas -en su mayoría mujeres- se reunieron en la plaza Cinelandia, en el centro de Río de Janeiro, para protestar contra el excapitán del ejército. “Estoy aquí como mujer, por mi derecho a vivir, y en defensa de todas las minorías que están amenazadas”, dijo Natalia Hassen, 28 años.

“Todos los fascistas comenzaron como él, llegaron al poder por el voto y luego fueron avasallando las instituciones”, agregó la joven.

A través de parlantes, una mujer arengaba a los presentes: “Tenemos que seguir en la calle, caminar y disputar el voto. Necesitamos mostrar que aquí no hay lugar para el fascismo, ¡Haddad sí!”, decía.

En el centro de Río, además de cantos contra Bolsonaro, hubo danza y capoeira en honor a un maestro asesinado a puñaladas en el estado de Bahía luego de que declaró su voto al Partido de los Trabajadores.

Pese a ser el candidato mejor ubicado en la primera vuelta, el diputado Bolsonaro ha generado una enorme ola de repudio por su robusto historial de comentarios ofensivos hacia las mujeres, los negros y la comunidad homosexual.

El candidato del Partido Social Liberal, cuyo lema es “Brasil encima de todo, Dios encima de todos”, promete restaurar los “valores tradicionales” y sacar al país de una supuesta debacle moral, por lo que muchos grupos y minorías creen que podría avanzar contra sus derechos.

En Sao Paulo, miles de personas marcharon por la Avenida Paulista hasta la Plaza da Sé, en el centro de la ciudad. El ambiente era similar al de Río, donde la percepción era que será muy difícil revertir el resultado de la elección.

“Bolsonaro representa la intolerancia y la violencia que estamos viendo en Europa y en Estados Unidos. Si gana -y creo que va a suceder, será un desastre”, dijo Thiago Silva, 27 años.

Esta semana, Haddad denunció a Bolsonaro ante el Tribunal Superior Electoral (TSE) de haber incurrido en prácticas ilegales de campaña por presuntamente haber favorecido la difusión de noticias falsas a través de empresarios amigos. Este domingo, el TSE se pronunciaría al respecto.

Minuto a minuto