Fundador:
Miguel R. Valladares García

martes 13 noviembre 2018

Países de Centroamérica están amenazados por hambre y desnutrición

Notimex
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

La falta de alimentos afecta a más del 10 por ciento de la población, especialmente infantil, de Guatemala y El Salvador, advirtieron autoridades locales y de Naciones Unidas.

Ambos países registran un “porcentaje de arriba del diez por ciento de la población que padece inseguridad alimentaria severa”, dijo a Notimex la subtitular de la Secretaría de Seguridad Alimentaria y Nutricional de Guatemala (Sesan), Maira Ruano.

Explicó que el porcentaje para determinar el problema del hambre resulta de las encuestas que miden el acceso de la población a los alimentos, con base en ingresos económicos, empleo fijo o producción de la tierra, entre otros.

Indicó que en Guatemala se enfrenta “una situación crónica de inseguridad alimentaria” que afecta principalmente a la niñez, pues el 46.5 por ciento de los menores de cinco años de edad sufre desnutrición.

La funcionaria indicó que la inseguridad alimentaria y la malnutrición afecta a nivel nacional, pues “no hay una sola región libre de este problema derivado de la pobreza”.

En el país “hay bolsones de inseguridad alimentaria”, que perjudican en especial “a la población rural, indígena y mujeres” del sector más pobre de la población, apuntó.

En Guatemala, la pobreza afecta a más del 65 por ciento de la población, estimada en unos 16 millones de habitantes (que viven en 22 departamentos en que se divide el país).

El problema de la desnutrición infantil crónica es de casi la mitad de la población de cero a cinco años, pero en algunos departamentos el índice es mayor. En algunas comunidades indígenas del altiplano occidental se eleva a 70 y hasta el cien por ciento, reconoció.

Dijo que como hay población que ha migrado a las áreas urbanas, ya tenemos grupos de población con en la capital y zona metropolitana con problemas graves de inseguridad alimentaria y desnutrición.

Ruano destacó que la institución coordina los programas con las diferentes dependencias y con autoridades departamentales y municipales, que han permitido importantes avances, pero persisten los grandes desafíos en la atención de la insuficiencia de alimentos y desnutrición.

Destacó la instrumentación de la recién aprobada Ley de Alimentación Escolar, que fija presupuesto y acciones específicas en las escuelas del sistema público. La iniciativa “fortalece la política de Sesan”, añadió.

A su vez, el representante de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en Guatemala, Diego Recalde, dijo a Notimex que este país “es el quinto con mayor prevalencia de desnutrición crónica infantil a nivel mundial y primero en la región”.

Señaló que Centroamérica no escapa al problema mundial de poblaciones que padecen hambre, y que suman 820 millones de personas, y a las mil 900 millones de personas que no se alimentan bien o sufren sobrepeso.

Minuto a minuto

Toda la sección