Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 21 noviembre 2018

Adultos mayores entregan a Profepa un cocodrilo que mantuvieron como mascota durante 30 años

Pulso
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) resguardó un ejemplar de cocodrilo entregado de forma voluntaria por dos adultos mayores, luego de 30 años de tenerlo como mascota en un domicilio en Acapulco, Guerrero.

En un comunicado, la dependencia ambiental informó que personal actuante de la misma atendió la solicitud de una persona, quien dijo ser propietaria de un reptil y su intención de entregar al ejemplar.

Señaló que los inspectores de la Profepa acudieron al predio, donde constataron que el ejemplar de cocodrilo de río se encontraba en el interior de un estanque localizado en la zona posterior de la casa.

El saurio presentó una longitud de tres metros y peso de alrededor de 250 kilos, el cual se observó en aparentes buenas condiciones, añadió.

Indicó que los poseedores, ambos de 80 años, explicaron que el reptil fue criado y atendido por ellos durante 30 años, y argumentaron que se les dificulta la manutención y cuidado, lo que motivó su decisión de entregarlo de manera voluntaria con el propósito de que se garantice su supervivencia.

Derivado de lo anterior, agregó, el ejemplar fue dejado en depositaría provisional en una Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMA), que posee las condiciones necesarias para la atención y supervivencia del reptil.

El cocodrilo de río (Crocodylus acutus) es una especie que se considerada bajo la categoría de Sujeta a Protección Especial (Pr), conforme la norma oficial mexicana, NOM-059-SEMARNAR-2010, finalizó.

 

Minuto a minuto