Fundador:
Miguel R. Valladares García

jueves 13 diciembre 2018

Reino Unido y UE tienen pacto para evitar frontera en Irlanda, dice negociador europeo

Para Barnier, esta salvaguarda permite proteger los acuerdos de paz del Viernes Santo que pusieron fin a la violencia en Irlanda

EFE
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

BRUSELAS (EFE).- El negociador jefe de la Unión Europea (UE) para el “brexit”, Michel Barnier, aseguró hoy que el Reino Unido y el club comunitario han alcanzado un acuerdo para evitar una frontera “dura” entre la República de Irlanda e Irlanda del Norte.

“Hemos logrado ahora una solución junto al Reino Unido para evitar una frontera dura en la isla de Irlanda”, comentó el francés durante una rueda de prensa.

En ese sentido, explicó que se utilizarán “los mejores esfuerzos” para resolver esa cuestión en el largo plazo mediante un “futuro acuerdo”.

Añadió que si no se ha cerrado ese pacto futuro para julio de 2020, Londres y Bruselas podrían considerar de forma conjunta tener más tiempo y extender el periodo de transición, que en principio se prolongará desde la fecha del “brexit” del 29 de marzo de 2019 hasta el 31 de diciembre de 2020, y en el que la legislación comunitaria se seguirá aplicando en el territorio británico.

“Solo si al final de la transición, extendida o no, no hemos logrado aún un futuro acuerdo, la salvaguarda acordada hoy entraría en vigor”, comentó el exministro francés.

Como ya se había barajado durante las últimas semanas, esa salvaguarda consiste en que todo el Reino Unido permanezca en la unión aduanera de la UE, de forma que Irlanda del Norte quedaría en el mismo territorio aduanero que el resto del Reino Unido.

Además, el negociador precisó que Irlanda del Norte permanecerá “alineada” con aquellas normas del mercado único que son “esenciales” para evitar una frontera física y agregó que eso afecta a los bienes agrícolas así como a todos los productos.

Igualmente, el Reino Unido aplicaría el código aduanero del club comunitario en Irlanda el Norte.

“Esto permitiría a las empresas de Irlanda del Norte introducir productos en el mercado único sin restricciones, lo que es esencial para evitar una frontera física”, subrayó el político galo.

Barnier dijo que el texto del protocolo irlandés también deja claro que la economía de Irlanda del Norte conserva un acceso “sin trabas” al mercado del resto del Reino Unido y añadió que a petición británica, Irlanda del Norte aplicará todas las normas del mercado único para la electricidad.

“Este territorio aduanero único entre la UE y el Reino Unido significaría que las mercancías británicas obtienen acceso libre de aranceles y cuotas al mercado de los Veintisiete”, explicó, y precisó que se han pactado provisiones relativas a las ayudas de Estado, la competencia, los impuestos o los estándares sociales y medioambientales.

“Esto garantizará que las manufacturas tanto de la UE como del Reino Unido competirán en igualdad de condiciones”, apuntó, y precisó que una condición “esencial” para que la unión aduanera con el territorio británico cubra la pesca y la acuicultura será “acordar entre la Unión y el Reino Unido el acceso a las aguas y las posibilidades de pesca”.

Para Barnier, esta salvaguarda permite proteger los acuerdos de paz del Viernes Santo que pusieron fin a la violencia en Irlanda, preservar la integridad del mercado único, respetar la integridad territorial y constitucional del Reino Unido y mantener el espacio de viaje común entre la República de Irlanda y su vecino.

En cualquier caso, recalcó que no se pretende usar esta solución, sino que se aspira a lograr un nuevo pacto entre Bruselas y Londres antes de que termine la transición.

La solución para evitar una frontera física en Irlanda ha sido el principal escollo de la negociación para ambas partes y el propio Barnier admitió hoy que la salvaguarda ha evolucionado “considerablemente” durante los últimos meses.

Minuto a minuto

Toda la sección