Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 19 diciembre 2018

Mascota salva a ancianita de morir quemada

Redacción / Pulso
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

CIUDAD VALLES.- Una perrita prácticamente le salvó la vida a una anciana, pues ésta se encontraba dormida cuando su casa empezó a incendiarse, y su mascota no paró de ladrar hasta despertarla; los vecinos intentaron ayudar a apagar el fuego, pero no tenían agua debido a la interrupción del servicio por unos trabajos de mantenimiento que realizaría personal de la DAPA.

La noche del miércoles, Francisca Hernández Almendárez de 78 años de edad, vecina de la calle Plata esquina con Soto y Gama de la colonia Lázaro Cárdenas, se fue a dormir temprano.

Dicen los vecinos del sector que eran como las 20:00 horas, cuando la perra llamada Duquesa, entraba y salía de la casa de Francisca, ladrando sin cesar, y luego se quedó dentro de la vivienda, pero escuchaban que seguía ladrando.

El escándalo era tal, que algunos salieron a ver y se dieron cuenta que la casa se estaba quemando, y corrieron a tratar de ayudarla.

Francisca ya se había despertado y caminó con dificultad hacia el exterior, no alcanzó a vestirse, traía puesta una bata y sandalias, pero sus vecinos le pusieron una cobija encima y la llevaron a la casa de uno de ellos.

En ese sector no había agua potable, pues desde temprano se había interrumpido el servicio por unos trabajos de reparación que estaba realizando el organismo operador del agua.

Sin embargo, algunos habitantes de la zona habían almacenado agua en tambos, y la acarrearon con cubetas hasta la casa de Francisca.

El domicilio tenía paredes de lámina, pero el techo era de palma y enjarre, así que, a pesar del esfuerzo de los vecinos, las brasas no se apagaban, y cuando venteaba resurgía el fuego.

Arribaron los elementos del Cuerpo de Bomberos, quienes tampoco se dieron abasto y tuvieron que solicitar apoyo al Cuartel Principal.

Fue hasta cerca de las 23:00 horas cuando controlaron la emergencia, aunque arrancaron por completo el techo, y todas las pertenencias de Francisca quedaron inservibles.

Minuto a minuto