Fundador:
Miguel R. Valladares García

domingo 16 diciembre 2018

PRD suspende su congreso por zafarrancho

Conteo de votos para reformar estatutos molestó a parte de los asistentes al evento partidista

El Universal
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

CIUDAD DE MÉXICO.- Apenas se instaló con 9 horas de retraso el XV Congreso Nacional del PRD, y aún no había pasado ni una hora, cuando comenzó la toma de tribuna: volaron mesas y flores entre los jaloneos, por lo que se suspendieron temporalmente los trabajos.

El Congreso se instaló a las 19:46 con 800 delegados, ante quienes el presidente nacional, Ángel Ávila, rindió un informe político, para dar paso rápidamente a la discusión de las modificaciones al Estatuto.

Al discutir apenas las reglas de discusión y votación se propuso avalar las reformas por mayoría simple o por mayoría de dos terceras partes de los delegados, lo que se votó a mano alzada.

Aunque de acuerdo a unos ganó la mayoría de dos terceras partes, el presidente dio por aprobada la mayoría simple para dar por buenas las reformas estatutarias, lo que desató la molestia de un sector de congresistas, que molestos tomaron las tribuna, derribaron las mesas y arreglos florales para demandar “!cuéntanos, cuéntanos!”

Morena apareció en la punta de la lengua de todos: “aquí no es Morena, aquí no es a mano alzada, cuéntanos!” gritaban los inconformes, entre ellos algunos del Bloque Alternativo, disidentes de todas las corrientes que objetan los cambios estatutarios.

“!Fuera Morena!, !Fuera Morena!”, reviraron los del llamado bloque oficial, que pedían reinstalar plenaria y trabajos, que aún no discuten ni una coma de la reforma estatutaria.

Ante la toma de tribuna tuvo que hacerse un “cerco” para proteger a los integrantes de la Mesa directiva que conduce los trabajos.

El conato de violencia duró unos 10 minutos, pero hasta el momento la suspensión de trabajos sigue y se ha prolongado desde las 20:15 horas.

Ávila, presidente perredista, ofreció «voto por voto» para calmar las aguas y se encuentran en vísperas de ponerse de acuerdo, apenas, en las reglas de discusión y votación.

Minuto a minuto