Fundador:
Miguel R. Valladares García

sábado 15 diciembre 2018

Cártel de Sinaloa usó fondo de 50 mdd para comprar a García Luna, dice “El Rey” Zambada en juicio contra ‘El Chapo’

SinEmbargo.mx
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Genaro García Luna/Foto: Archivo

Jesús Zambada, hermano de Ismael “El Mayo” Zambada, dijo esta mañana en Nueva York, durante el juicio que se sigue a Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, que el Cártel de Sinaloa reunió un fondo de 50 millones de dólares para sobornar a Genaro García Luna, el súper Secretario de Seguridad Pública federal con Felipe Calderón Hinojosa.

Zambada, conocido como “El Rey”, dijo que personalmente le dio a García Luna 3 millones de dólares “en un maletín”.

El narcotraficante dijo que quería asegurarse de que “un comandante simpatizaba con su hermano, ‘El Mayo’ Zambada, estuviera a cargo de la policía en Culiacán”, de acuerdo con Alan Feuer, periodista de The New York Times que cubre el juicio contra “El Chapo” en Nueva York.

“En una segunda reunión con García Luna, cuando era Secretario de Seguridad Pública, Zambada le dio otros 3 millones en un maletín para asegurarse de que ‘El Mayo’ Zambada siguiera con sus operaciones de narcotráfico sin ser molestado”, citó Feuer a “El Rey” Zambada.

“Zambada dijo que personalmente le dio a García Luna 3 millones en un maletín cuando estaba a cargo de la agencia de investigación federal para asegurarse de que un comandante de la policía que simpatizaba con su hermano estuviera a cargo de la policía en Culiacán”, dijo Alan Feuer en su cuenta de Twitter.

El Presidente Felipe Calderón Hinojosa, quien fue señalado en el juicio por presuntos pagos, hizo de García Lula uno de los policías más poderosos en la historia reciente de México, e ignoró los señalamientos de corrupción, abuso de autoridad y violaciones a derechos humanos que se hicieron durante años en contra de él.

El actual Presidente Enrique Peña Nieto también fue señalado hace unos días, durante el juicio, por presuntamente haber recibido sobornos del Cártel de Sinaloa en un restaurante. Lo dijo “El Rey” Zambada. Pero de acuerdo con el mismo periodista, la ampliación de declaraciones en ese sentido quedó sellado por el juez.

García Luna es quien encabezó la estrategia fallida de Calderón contra el crimen organizado. Estuvo con él desde diciembre de 2006 y luego asumió como titular de la Secretaría de Seguridad Pública federal. En 7 de marzo de 2007, García Luna presentó la llamada “Estrategia Integral de Prevención al Delito y Combate a la Delincuencia” con Calderón a un lado. Esa fue la estrategia que llevó a México a una de las peores masacres en su historia: cerca de 200 mil han muerto desde entonces, unos 40 mil están desaparecidos y decenas de miles fueron desplazados por la violencia.

Ayer, “El Rey” Zambada dio detalles del río de sangre que fluyó durante años en México debido a las actividades del cartel de Sinaloa de Guzmán Loera y las violentas guerras entre cárteles rivales.

Jesús Reynaldo Zambada, quien trabajó junto a Guzmán y le vendió cocaína durante cuatro años, declaró por ejemplo que la desconfianza que nació entre “El Chapo” y el narcotraficante Rodolfo Carrillo Fuentes, quien no estrechó la mano de Guzmán tras una reunión, resultó en el asesinato a balazos de Carrillo Fuentes en 2004. Al año siguiente el también narcotraficante Julio Beltrán, del cartel de Sinaloa, acabó con la cabeza casi separada del cuerpo debido a los numerosos impactos de bala que recibió, dijo Zambada. El testigo dijo que “El Chapo” y el otro líder del cartel, Ismael “El Mayo” Zambada, querían matarlo porque Beltrán no respetaba órdenes.

Zambada es el hermano menor de “El Mayo” y ayudó en 2001 a Guzmán a escapar de las autoridades cuando “El Chapo” huyó de una cárcel de máxima seguridad en México.

“El Chapo” ordenó matar al hermano de “El Señor de los Cielos”

Amado Carrillo Fuentes/ Foto: Especial

Jesús “El Rey” Zambada García, quien estuvo a cargo de las operaciones del Cártel de Sinaloa en la Ciudad México y es testigo de la Fiscalía de Nueva York contra Joaquín “El Chapo” Guzmán, detalló hoy cómo evolucionó la relación de ese grupo con el Cártel de Los Zetas y cómo estalló la guerra entre ellos en 2008.

En su tercera sesión ante el tribunal de la Corte Federal de Brooklyn, en Nueva York, Zambada García siguió dando detalles sobre cómo el acusado por narcotráfico habría ordenado varios asesinatos de sus rivales, así como sobornos a policías para poder actuar con impunidad.

Zambada recordó que participó en varias reuniones con su hermano Ismael “Mayo” Zambada, también líder del Cártel de Sinaloa, en las que se discutieron los asesinatos.

Alan Feuer, el periodista que ha estado dentro de la Corte reportando las principales incidencias para The New York Times, reportó que Zambada detalló que uno de los asesinatos que Guzmán Loera habría ordenado es el de Rodolfo Carrillo Fuentes, hermano de Amado Carrillo Fuentes “El Señor de los cielos”, quien fue asesinado en 2014 en un cine de Culiacán, luego de que se negó a darle la mano a “El Chapo”.

Rodolfo Carrillo fue asesinado junto a su esposa. Según informes, la ejecución habría sido ordenada por Guzmán Loera.

El periodista del Times reportó que “El Rey” también señaló a “El Chapo” por ordenar el asesinato de Julio Beltrán Leyva por haber desobedecido una orden de no hacer un envío de cocaína a Acapulco.

El testigo afirmó que en 2002 cambió la estructura del cártel de Sinaloa después de que Edgar Valdez “La Barbie”, miembro de esta organización, asesinara al hermano de uno de los líderes de los Zeta.

La Barbie se refugió con Arturo Beltrán Leyva, de Sinaloa, quien le brindó protección, iniciándose los problemas entre ambos cárteles, hasta desembocar en la guerra en 2008.

La fiscalía ha llevado este tercer día de interrogatorio a dejar establecido el organigrama de líderes de los cárteles y que el acusado, a su juicio, era el máximo líder del cártel de Sinaloa.

Zambada, a cargo de las operaciones del cártel en Ciudad México, detalló la corrupción en el aeropuerto de esta ciudad que permitió la llegada de aviones comerciales con cargamento de cocaína desde Suramérica, así como mordidas a policías.

Explicó que pagó personalmente 250 mil dólares a un capitán de la policía para evitar que Guzmán Loera fuera capturado en 2003 en la montaña donde se había refugiado, tras fugarse de una cárcel de máxima seguridad dos años antes.

“El Rey” dijo también que entregó el dinero que exigía el capitán, que le fue luego reembolsado por orden del propio Chapo, quien se lo habría agradecido personalmente durante un encuentro que sostuvieron en el lugar donde se escondía en ese momento.

Minuto a minuto

Toda la sección