Fundador:
Miguel R. Valladares García

jueves 13 diciembre 2018

Muere policía ministerial en una balacera (FOTOGALERÍA)

Frustró un asalto a una financiera, dos delincuentes fueron heridos

Redacción / Pulso
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Un agente de la Policía Ministerial del Estado fue asesinado a balazos al evitar un asalto a una Financiera en la colonia Jardines del Estadio, en el lugar se registró la balacera en donde, además de fallecer el policía, dos maleantes resultaron heridos.

Aproximadamente a las 08:30 horas de ayer, tres delincuentes llegaron a una financiera que se ubica en la calle de Joaquín Pardavé, entre María Greever y Benigno Arriaga de la referida colonia; uno llevaba una mochila de Uber Eats haciéndose pasar por empleado de esa plataforma, para que le abrieran las puertas de la financiera diciendo que llevaba un pedido de comida.

Con lo que no contaban los delincuentes es que adentro ya los esperaban agentes de la Ministerial del Estado, que de una manera o de otra ya habían sido alertados de que se suscitaría el asalto.

Al verse descubiertos los delincuentes intentaron huir, pero fueron perseguidos por los Ministeriales, que les dieron alcance a mitad de calle; fue entonces cuando se suscitó el intercambió de balas.

El delincuente que llevaba la mochila de Uber Eats, al verse perdido la arrojó al piso y como ya llevaba la pistola en la mano empezó a disparar, primero contra Martín N., agente de la Policía Ministerial que conducía la patrulla de la corporación, a quien no le dio la menor oportunidad de defenderse y le causó cuando menos dos lesionados en el pecho.

Luego, el maleante disparó contra otro elemento que se parapetó atrás del automóvil, éste último sí repelió la agresión y logró lesionar al asaltante, quien al verse perdido optó por rendirse y gritar “ya no disparen, ya estuvo, ya no disparen”.

Los policías lo derribaron y procedieron a esposarlo, en tanto que otro de los delincuentes continuaba disparando contra los demás agentes, quienes finalmente lo pusieron fuera de combate al lesionarlo en varias ocasiones; un tercer maleante logró huir, aunque una versión no oficial informó que habría sido detenido por la misma tarde de ayer en la Delegación de Villa de Pozos.

Una vez que tuvieron controlados a los delincuentes, los agentes procedieron a trasladar a su compañero Martín N. a la clínica del IMSS de Cuauhtémoc, por lo más cerca, en donde los médicos hicieron lo posible por salvarlo pero finalmente falleció al no poder sobrevivir a las heridas que había recibido en el pecho.

Los dos delincuentes que resultaron lesionados, fueron auxiliados por paramédicos de la Cruz Roja y trasladados a una clínica para su atención médica, en donde son mantenidos bajo estricta custodia policiaca.

Personal de la Procuraduría General de Justicia en el Estado acudió a iniciar las investigaciones correspondientes y peritos de Criminalística y Servicios Periciales embalaron cuando menos 20 casquillos percutidos, así como una pistola escuadra calibre .9 mm y otra pistola calibre .45, que fueron empleadas por los maleantes para hacer frente a los ministeriales que frustraron el asalto.

Poco después de lo ocurrido, la Fiscalía General del Estado emitió un comunicado de prensa en donde informaba que los agentes de la Ministerial del Estado habían frustrado un asalto y daban a conocer el deceso del agente de la corporación de nombre José Martín, quien contaba con 47 años de edad y tenía 20 años de servicio dentro de la Policía Ministerial del Estado.

ALARMA ENTRE LOS VECINOS

Habitantes de la calle de Joaquín Pardavé manifestaron a éste medio de información, que alrededor de las 8:30 escucharon varias detonaciones de arma de fuego, “escuchamos muchos balazos, entre 15 y 20; en un principio no nos asomamos, por temor a recibir alguna bala perdida, después escuchamos muchos gritos y al asomarnos por las ventanas vimos gente correr en diferentes direcciones”.

Agregaron que pasaron algunos minutos, que parecieron una eternidad y al salir se percataron que había dos personas tiradas en el piso y uno de ellos sangraba abundantemente de las piernas. “Poco después llegaron patrullas de la Ministerial del Estado, así como de la Policía Estatal, pero no sabíamos que había pasado, hasta después supimos que había sido un intento de asalto y que los delincuentes habían disparado contra los policías”, relataron.

Manifestaron estar alarmados por lo ocurrido, porque indicaron que el sector es muy tranquilo, “por aquí casi nunca pasa nada de éstas cosas”. En un principio pensaron que habían asaltado las oficinas de la Comisión Federal de Electricidad, que están muy cerca del lugar, pero después vieron que había sido a una empresa financiera que no sabían que estaba ahí ya que no tiene anuncio o razón social en la fachada.

Minuto a minuto

Toda la sección