Fundador:
Miguel R. Valladares García

miércoles 23 de enero de 2019

Niña migrante no parecía estar enferma: EU

La guatemalteca de 7 años falleció cuando estaba bajo custodia de las autoridades migratorias

Array

Washington.- Una niña guatemalteca de 7 años de edad hallada con su padre y decenas de otros migrantes en la frontera sur de Estados Unidos sufrió convulsiones y fiebre cuando estaba bajo custodia de las autoridades migratorias y murió poco después, informaron las autoridades.

La muerte suscita interrogantes sobre cuán evidente era el padecimiento de la menor. Una planilla llenada poco después de la detención no mencionada nada del tema. El formulario, obtenido por The Associated Press, dice que la pequeña no estaba sudando ni temblando, no mostraba trauma alguno y estaba lúcida. “Dice tener buena salud”, se lee en el formulario que contiene en la parte de abajo lo que parece ser la firma del padre.

Pero horas después, al ser colocada en un autobús, la niña empezó a vomitar. No estaba respirando cuando llegó a la estación de la Patrulla Fronteriza. Los paramédicos la reanimaron y la llevaron a un hospital en El Paso, Texas, donde se le detectó el cerebro hinchado y atrofia hepática. Murió poco después.

Las autoridades de inmigración de Estados Unidos dijeron el viernes que se realizará una autopsia para determinar la causa de la muerte de una niña. Los resultados podrían demorar semanas.

En Guatemala, una funcionaria de la cancillería identificó a la chica como Jackeline Caal, y a su padre como Nery Caal, de 29 años.

El padre fue llevado por tierra al hospital de El Paso y allí estaba cuando falleció la menor, dijeron fuentes oficiales. El padre no está detenido. La niña y su padre fueron detenidos a eso de las 9:15 p.m. del 6 de diciembre como parte de un grupo de 163 personas en una zona remota de Nuevo México, a unos 145 kilómetros (90 millas) de la estación más cercana de la Patrulla Fronteriza, en Lordsburg. El grupo fue detenido por cuatro agentes fronterizos, en un terreno agreste y remoto donde no hay servicio de telefonía celular.

“No podemos enfatizar suficientemente los peligros que representa viajar largas distancias, en transportes atiborrados o expuestos a los elementos naturales a través áreas desérticas remotas sin comida, agua y otros suministros”, dijo el director de Aduanas y Protección Fronteriza Kevin McAleenan.

Minuto a minuto