Aumento de dos grados en temperatura terrestre provocaría estragos irreparables

Aumento de dos grados en temperatura terrestre provocaría estragos irreparables

Hace apenas un año se descubrió la importancia de evitar que la temperatura promedio de la Tierra aumente más de 1.5 grados centígrados, por ello organizaciones en todo el mundo buscan generar conciencia sobre los estragos irreparables que causaría a los ecosistemas y los seres vivos el incremento de la temperatura de 2.0 grados.

El Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés) es el organismo mundial líder en la evaluación del cambio climático que busca dar a conocer los impactos y riesgos de este fenómeno, tanto políticos como económicos.

"Ellos observan nuestra emergencia climática con mirada científica", indicó sobre la organización con sede en Ginebra el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF).

En su cuenta de Twitter @WWF_LAC, añadió que en 2018 se descubrió que tan crítico es limitar el calentamiento global a 1.5 grados. "Si crees que es un número pequeño, mira cómo solo medio grado conduce a un mayor impacto en la naturaleza y las personas".

Indicó que los efectos de esta emergencia climática van más allá de los eventos climáticos extremos, ya que está impactando todo lo necesario para asegurar un futuro saludable para la humanidad y la vida silvestre.

De acuerdo con datos de un reporte especial de IPCC de 2018 sobre las implicaciones en la biodiversidad de superar la temperatura global de 1.5 grados, se tendrían veranos sin hielo cada 10 años en el Ártico.

Además, la acidificación de los océanos afectará aún más el crecimiento, el desarrollo la calcificación, la supervivencia y por lo tanto, la abundancia de una variedad de especies. Mientras que los arrecifes presentarían una reducción de coral en ciento por ciento.

De igual modo, 18 por ciento de insectos, 16 de plantas y ocho de vertebrados deberán migrar hacia las laderas de las montañas debido al aumento de la temperatura.

En tanto, las especies que habitan en los Alpes, sufrirían para adaptarse a temperaturas más cálidas será limitada por la altura de la montaña y la habitabilidad. Incrementarían los riesgos de inundación en 170 por ciento.

Respecto al aumento en el nivel del mar, 49 millones de personas se verían afectadas por el incremento de 56 centímetros, así como habría sequías extremas a las que se expondrían 410 millones de residentes en las ciudades; ambas afectaciones para el año 2100.

Un total de dos mil 700 millones de personas se enfrentarían a olas de calor extremas cada cinco años, lo cual afectaría también a las cosechas que presentarían menor valor nutricional en regiones tropicales.

"Este año el IPCC tendrá lugar del 2 al 6 de agosto. Vamos a descubrir cómo la deforestación, la degradación de la tierra y la producción y el consumo de alimentos impulsan el cambio climático", destacó la WWF sobre la reunión que se realiza en Suiza evaluar la contribución de los cambios del uso del suelo al cambio climático.