Las visiones de Gladiola Orozco

Su vida cambió tras haber conocido a Guillermina Bravo

Las visiones de Gladiola Orozco

Ciudad de México.- La cofundadora del Ballet Teatro del Espacio (BTE), Gladiola Orozco (1934), indicó, ante distintas generaciones de bailarines que sigue creyendo que la danza es mostrarle al público lo fundamental de la vida.

Durante el conversatorio Andanza realizado en el Foro La Caja, la maestra y coreógrafa relató que tuvo una niñez muy afortunada, pero fue hasta alrededor de los 15 años de edad cuando conoció a Guillermina Bravo, esposa del comunista Carlos Sánchez Cárdenas, que su vida cambió debido al ambiente cultural que rodeaba a la matriarca de la danza nacional:

"Me enamoré de los ideales de la agrupación, sumado a que conocí las miserias económicas de las andanzas del Ballet Nacional de México que dirigían Guillermina y Josefina Lavalle en aquel momento, y tal enamoramiento me costó distancia familiar, pero ese afortunado encuentro me invitó a volar y ser lo que ahora soy".

EXPERIENCIA

La bailarina y coreógrafa guanajuatense señaló que antes en la danza "se hacía lo que se podía", pero con verdad y corazón. Entre las estrellas de esa época figuraban Chepina Lavalle, Guillermina Bravo, Evelia Beristáin, Carlos Gaona y Enrique Martínez; además, en ese tiempo, 1950, aprendió a colaborar en todo lo posible, no sólo bailaba sino que apoyaba en otras tareas.

Como anécdotas, compartió la contratación que se hizo en 1977 al Ballet Independiente --el cual cofundó en 1966 con Raúl Flores Canelo-- al Théâtre de la Ville, en París, como resultado de un repertorio interesante y trabajo constante. A eso hay que agregar las funciones que más adelante se instrumentaron en espacios improvisados de escuelas primarias para que los niños pudieran conocer este arte.

"A mí me importa mucho la vida, me gusta estar en la calle, caminar y observar. Para mí fue importante, a través de la danza, comunicar algo que me afectaba mucho", dijo, con relación a su primera coreografía Ícaro, un solo para el bailarín Javier Salazar (1961-2003) que abordaba el tema de las drogas.

MICHEL DESCOMBEY

Gladiola Orozco, quien junto con Michel Descombey (1930-2011) dirigió por 30 años el ya desaparecido BTE y El Espacio Independiente en la calle de Hamburgo, colonia Juárez, en la Ciudad de México, llamó a los jóvenes asistentes a no ser flojos e irresponsables, pues si en la danza no se vive en comunidad, será difícil que surja algo importante y a largo plazo.