Rusia admite la muerte de casi 75,000 personas con covid en octubre

Rusia admite la muerte de casi 75,000 personas con covid en octubre

MOSCÚ (EFE).- Rusia admitió hoy la muerte de 74,893 personas con covid-19 en octubre, lo que representa un aumento del 20.3 % en relación al mismo mes de 2020.

Según informó el servicio estatal de estadísticas, en la gran mayoría de esos decesos (68,734) la principal causa del fallecimiento fue el coronavirus.

El número de muertos en ese mes es un 67.5 % mayor que en septiembre, cuando murieron de coronavirus poco más de 40,000 pacientes. 

El 31 % del total de muertes a nivel nacional en octubre (247,197) correspondieron a la covid-19, señala la fuente.

Según explicó la viceprimera ministra, Tatiana Golíkova, la mortalidad en noviembre experimentó un alza del 3.4 % en comparación con el mes anterior.

En cuanto a los primeros diez meses del año, se produjo un aumento del 19.1 % en relación con el mismo período del año anterior.

En lo que va de pandemia, en todo el país han fallecido oficialmente 278,857 personas, aunque las estadísticas oficiales sobre exceso de muertes duplican este número. 

Golíkova estimó en casi 64 los millones de rusos que han sido vacunados con las dos dosis, con lo que el nivel de inmunidad colectiva asciende en estos momentos al 53.7 % de la población nacional.

Las autoridades rusas atribuyen las altas cifras de los contagios y muertes a la agresividad de la variante delta, la falta del cumplimiento estricto de las reglas sanitarias por parte de muchos rusos y, sobre todo, a la baja tasa de vacunación en el país.

El presidente ruso, Vladímir Putin, ha pedido al Gobierno que prepare en el plazo de una semana un plan de acción renovado de lucha contra la pandemia ante la aparición de la nueva variante ómicron, que aún no se ha detectado en Rusia. 

A la vez, las autoridades han advertido de que es solo cuestión de tiempo que la nueva variante llegue a este país.

Los creadores de la vacuna rusa Sputnik V aseguraron por su parte que necesitarían unos 45 días para ofrecer al mercado un preparado adaptado para la nueva variante.