Si Irán decidiera tener armas nucleares, EUA no podrá evitarlo: Jamenei

Si Irán decidiera tener armas nucleares, EUA no podrá evitarlo: Jamenei
Ali Jamenei/ Archivo

Teherán, 13 Jun (Notimex).- Irán no tiene planes de desarrollar ni usar armas nucleares, pero si decide hacerlo, Estados Unidos no podrá evitarlo ni hacer nada, advirtió hoy el líder supremo de la república islámica, el ayatolá Ali Jamenei, durante su reunión con el primer ministro japonés, Shinzo Abe.

Jamenei aseguró que Irán no posee ni producirá armas nucleares, ni mucho menos tiene la intención de desarrollarlas en el futuro, incluso ha emitido un decreto religioso para prohibirlas, según la agencia iraní de noticias FARS.

“He emitido una fatwa (decreto religioso) que prohíbe la producción de armas nucleares, pero deben saber que si buscáramos armas nucleares, Estados Unidos no podría hacer nada al respecto”, enfatizó.

Indicó que Estados Unidos no tiene la competencia para decir qué país debería o no poseer armas nucleares, porque Washington tiene miles de cabezas nucleares en su arsenal.

La advertencia de Jamenei fue trasladada a Abe, quien llegó la víspera a Teherán, en la primera visita de un jefe de gobierno japonés en más de 40 años, para ayudar a rebajar las tensiones entre Teherán y Washington.

El líder supremo reconoció los esfuerzos del primer ministro japonés para mediar entre Irán y Estados Unidos, pero aclaró que no tiene ninguna intención de hablar con el presidente estadunidense, Donald Trump, porque no confía en él.

“No considero a Trump una persona con la que merezca intercambiar mensajes, no tengo ninguna respuesta para él y no le responderé”, escribió Jamenei poco antes en su cuenta de Twitter, al referirse a la amarga experiencia que tuvo Teherán cuando negoció el acuerdo nuclear de 2015.

Insistió en que no cree que Estados Unidos esté buscando negociaciones sinceras con Irán, sencillamente porque “las negociaciones sinceras jamás vendrán de una persona como Trump”.

Las tensiones entre Irán y Estados Unidos se intensificaron a finales de abril anterior, cuando Washington puso fin a las exenciones otorgadas a ocho países, incluido Japón, para importar petróleo iraní.

Poco después, Estados Unidos decidió incrementar su despliegue militar en Medio Oriente, mientras Irán anunció que dejaría de cumplir con algunos de sus compromisos del acuerdo nuclear de 2015, que Washington abandonó un año antes.