Dos capitanes, involucrados en muerte de una soldado en Chiapas

Dos capitanes, involucrados en muerte de una soldado en Chiapas
Foto: Especial

Dos capitanes adscritos al Batallón de la presa Chicoasén fueron detenidos por el delito de homicidio calificado en contra de la joven Brenda Orquídea Matuz Chacón, de 28 años de edad, el pasado 6 de abril, informaron fuentes oficiales.

Se trata de los capitanes José Antonio "N" y Agustín "N", detenidos el pasado sábado 13 de abril por el delito de homicidio calificado, derivado de la causa penal 136/2019, con número de oficio 1841/2019, por lo que fueron puestos a disposición de los tribunales de control y enjuiciamiento en el municipio de Cintalapa, Chiapas. 

La Fiscalía General de Chiapas dio a conocer que en cuanto los soldados de la VII Región Militar quedaron a disposición del Juez, se abrió audiencia inicial, donde el Ministerio Público "sustentó imputación" por el delito de homicidio calificado.

Ambos capitanes fueron trasladados al centro penitenciario El Amate, en el municipio de Cintalapa.

A los militares se les acusa de haber dado muerte a la joven soldado raso, el pasado 6 de abril a las 03:00hras, en el embarcadero de la presa Chicoasén, en el municipio de Osumacinta en el estado de Chiapas.

De acuerdo a entrevistas a testigos, "ha quedado en claro que la víctima fue vista por última vez con los inculpados, con quienes estuvo por espacio de 30 minutos en ese lugar, con quienes se encontraba en estado de ebriedad, dado que empezaron a ingerir bebidas alcohólicas desde el día anterior a las 15 horas", es decir el 5 de abril.

Los forenses determinaron que la causa del fallecimiento de la joven Brenda Orquídea, "fue por fractura luxación de vértebras cervicales, provocada por acción violenta en la cabeza".

Fue el 8 de abril que el cuerpo de Brenda Orquídea apareció flotando en el embarcadero de la presa, donde se le veía que presentaba "un golpe frontal parietal derecho, producido por objeto liso y duro".

El Ministerio Público determinó que el cuerpo de la joven estuvo en un vehículo propiedad de los detenidos, para luego ser arrojado en al afluente. "El vehículo presenta un pequeño hundimiento en la cajuela el cual corresponde al golpe de la parte frontal de la víctima", determinó la Fiscalía.

Además, el cuerpo de la joven "no presentaba agua en los pulmones y estómago, lo que permitió que flotara, siendo estos datos científicos de que la víctima no falleció por ahogamiento".

La Fiscalía General del estado, a cargo de Jorge Luis Llaven Abarca, aseguró que durante el proceso jurídico, Agustín "N" y Juan Antonio "N" son legalmente asistidos por defensores legales con respeto al debido proceso y protección de sus derechos humanos, pero también para resguardar la legalidad de la investigación para esclarecer los hechos a fin de que no exista impunidad, "que se condene al pago de la reparación integral del daño y que los responsables sean sancionados".