La SSP de Zacatecas dice que en caso de la interna no hubo violación sexual, sino "con los dedos"

La SSP de Zacatecas dice que en caso de la interna no hubo violación sexual, sino "con los dedos"
Foto: Google Maps

Ismael Camberos, secretario de Seguridad del estado de Zacatecas, dio a conocer que el director del sistema penitenciario, así como el director general de prevención, fueron removidos de sus cargos por el caso de Brenda,  mujer violada dentro de un penal para varones. Además, aseguró que no fue violación sexual, sino equiparada porque "fue con los dedos".

En entrevista con el periodista Ciro Gómez Leyva para una emisión de Grupo Radio Fórmula, el funcionario indicó que ambos directivos fueron despedidos debido a que resultó ser una práctica común canalizar a mujeres a prisiones exclusivas para hombres.

Camberos señaló que en esas mismas fechas tenían a una mujer presa en una cárcel de Villanueva, una en Jerez y 11 más en Fresnillo.

"En esas fechas teníamos a una mujer en Villanueva, una en Jerez y 11 en Fresnillo; la Fiscalía General del Estado (FGE) también interna a mujeres en esas prisiones", explicó.

Posteriormente, Ismael Camberos aclaró que la cárcel de la Caldera no es propiamente varonil, sino un "establecimiento distrital donde se admiten mujeres".

Asimismo, Camberos Hernández detalló que la persona que abusó sexualmente de Brenda es un custodio; empero, el funcionario explicó que lo que falló no fue en sí el sistema, sino "la persona".

Además, afirmó en dicha entrevista que el ataque no fue una violación sexual en sí, sino una violación "equiparada" pues la penetración fue con los dedos y no con el miembro viril del agresor.

UN MES DE ABUSOS

Tras ser sentenciada a una condena en prisión, Brenda fue enviada a un reclusorio varonil del Municipio de Calera, en Zacatecas.

La afectada permaneció al rededor de un mes en la prisión y, durante ese tiempo sufrió violaciones, abusos y torturas, que fueron corroborados con exámenes médicos y psicológicos, informó el miércoles Ismael Camberos.

Las autoridades tuvieron conocimiento del caso por una denuncia de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Zacatecas (CDHEZ), organismo que recibió la denuncia por parte de la interna y sus familiares de este hecho, ocurrido en agosto de 2018.

Según la CDHEZ, uno de los agresores sexuales de la mujer fue un comandante de seguridad y custodia.

Funcionarios de la Secretaría de Seguridad Pública hicieron un recorrido por las cárceles distritales y, entonces, "se dieron cuenta de la resolución del Poder Judicial" contra Brenda.

"El Poder Judicial es el que ordena la encarcelación de esta mujer en una cárcel que no era para mujeres. Entonces, inmediatamente, la Secretaría a mi cargo solicitó su traslado de inmediato", señaló Camberos Hernández.