Duquesa de Sussex aún no es ciudadana británica

Han pasado más de 365 días desde que fuimos testigos de la boda de la actriz Meghan Markle y el príncipe Enrique , en la capilla de San Jorge del Castillo de Windsor, Inglaterra, incluso, estuvimos pendientes del embarazo de la duquesa de Sussex y nos conmovimos cuando nació el tierno Archie.

Pero nada de eso ha bastado para que las leyes británicas le otorguen la nacionalidad inglesa a la nuera de Lady Di ¿por qué?

De acuerdo con "Daily Mail", Meghan Markle optó por conseguir su nacionalidad británica a través de su relación conyugal con un ciudadano británico (Enrique). Para lo cual la actriz de "Suits" decidió acatar al pie de la letra las especificaciones que las leyes solicitan para darle la ciudadanía.

PROCESO

"Meghan aún no es ciudadana británica", confirma un amigo de la estadounidense. "Puede parecer extraordinario dado que ha estado casada con el nieto de la reina durante 18 meses, pero acepta que es un proceso lento", reveló una fuente cercana al diario.

Se sabe que Meghan Markle inició el proceso de su ciudadanía en 2017, después de que se anunció su compromiso con el príncipe Enrique, y en ese momento el palacio de Kensington aseguró que Meghan sería tratada como cualquier otra persona durante el proceso de inmigración, lo que podría explicar por qué está demorando tanto tiempo.

DEBERÁ TENER 3 AÑOS DE MATRIMONIO

Dentro de las especificaciones que piden las leyes de Inglaterra para ceder la nacionalidad a un extranjero se solicita que el interesado se case en los seis meses siguientes después de haberse comprometido con el ciudadano inglés -requisito que sí cumplió Meghan-, además se deberán presentar ciertas pruebas como mails, fotografías, mensajes o charlas telefónicas, y tras comprobar que ha vivido por tres años el cónyuge puede solicitar

la ciudadanía.