Relaciones entre abuelos y nietos en tiempo de Coronavirus

Fortalecer el afecto con responsabilidad

Relaciones entre abuelos y nietos en tiempo de Coronavirus

El vínculo entre los abuelos y los nietos es uno de los más intensos que podemos encontrar en las relaciones familiares.

Por eso, la brecha que ha ocasionado la crisis sanitaria y social por la pandemia del Coronavirus ha cambiado, inevitablemente, la forma de relacionarse de los mayores y los pequeños de la casa.

Existen alternativas de expresión de afecto con las personas más allegadas; hay que  realizarlo con precaución.

SIN ABRAZOS

Uno de los aspectos que más ha roto nuestra rutina es la imposibilidad de dar abrazos para preservar a los más vulnerables. 

Se recomienda abrazar mirando en direcciones opuestas, los niños abrazando por la cintura a los adultos, dar besos en la parte trasera de la cabeza. Lo que no se puede es abrazar cara a cara, ni con las mejillas juntas, mirando a la misma dirección, de acuerdo a las recomendaciones de los expertos. 

CONTACTO FÍSICO

Existen alternativas para el contacto físico. Manualidades, gestos, inventar con el menor nuevas maneras de expresar afecto, que sea un juego y complicidad entre los abuelos y los nietos.

ANSIEDAD

Los ancianos y los más pequeños son  afectados por el confinamiento, ¿qué herramientas necesitan 

para volver a recuperar 

cierta normalidad?

Tanto los ancianos como los más pequeños necesitan exponerse a las salidas y a la rutina diaria, siendo responsables con las medidas de distanciamiento y seguridad. 

Esto ayudará a disminuir los niveles de ansiedad, si se tienen. 

La preocupación y precaución tiene que continuar dado que todavía no se ha superado esta pandemia, pero disminuir los niveles de miedo y ansiedad es positivo para el bienestar de las personas y aprender a convivir con esta incertidumbre, 

desde el cuidado a los demás 

y el autocuidado.

vínculo

Un vínculo muy intenso.

Como decíamos, el vínculo que crean los más pequeños con sus abuelos es muy intenso, ¿de qué manera afecta esta situación que hemos vivido?

El vínculo afectivo seguro entre abuelos y nietos no se habrá visto alterado, dado que la base era buena y han podido mantener contacto a través de 

las videollamadas. 

Existe cierto distanciamiento afectivo es con los más pequeños, lo que ha podido derivar en que al principio hayan podido mostrar cierta desconfianza hacia sus abuelos, por no tenerlos de referente durante esos meses; al pasar unas semanas y volver al patrón anterior, el vínculo se vuelve 

a reestablecer.

ESTADO DE ÁNIMO

Los más pequeños contribuyen a mejorar el estado de ánimo de los abuelos. Efectivamente dicha relación tiene efectos positivos tanto para los abuelos como para el desarrollo emocional 

de los menores.

RIESGO

Es recomendable que, si hay alguna persona de riesgo, se consulte con el médico para 

ver cómo pueden enfocar 

dicha situación. 

En el caso que no, seguir con las medidas que se nos recomienda, sobre todo en la expresión de afecto.

TECNOLOGÍA

La ayuda de las tecnologías.

Si siguen sin poder verse, por estar en residencias o casas para adultos mayores, por ejemplo, se recomienda que les envíen fotos, videos, que les ayuden a que estén presentes.