¡Vacaciones en tiempo de pandemia!

Relájate con responsabilidad

¡Vacaciones en tiempo de pandemia!
En este verano, algunas personas, se encuentran de vacaciones, en plena pandemia por el Coronavirus.

La crisis mundial sanitaria generada por Covid-19  generó cambios en la rutina de los grupos de los sociedad, también en la de su descanso. 

El estrés provocado por el confinamiento, la preocupación por el futuro laboral, la interrupción del trabajo y las relaciones entre los integrantes de la familia, hacen necesario descansar.

Las restricciones a las que nos estamos enfrentando en la nueva normalidad, crean dudas sobre la capacidad de desconectar durante estas vacaciones de verano.

Vivir plenamente las vacaciones en medio de la crisis.

CALIDAD

Es muy importante que nuestro descanso no sea interrumpido por obligaciones para que las vacaciones surtan efecto.

Es necesario, por tanto, que nuestros días de relax sean también de desconexión y que si tratamos de alargarla lo hagamos de forma ininterrumpida. Paralizar el periodo de desconexión con obligaciones, incluso en el caso de que sean puntuales, acaba con la sensación de descanso que habíamos logrado. Es primordial mantenernos alejados de los dispositivos electrónicos. 

Se aconseja, por tanto, dejar de lado, durante el mayor tiempo posible, el correo electrónico y el teléfono celular, la computadora o la tablet.

RESPONSABILIDADES

Es importante llegar a conocerse para lograr el término medio perfecto entre las necesidades de la empresa con las propias.

No todo el mundo necesita el mismo tiempo, ni la misma forma para lograr descansar: Existen personas que necesitan más descansos cortos de forma regular y otros, por el contrario, precisan de un periodo más largo de tiempo antes de retomar la actividad. 

SER POSITIVOS

Las vacaciones están pensadas para relajarnos y puede llegar a lograrse el objetivo deseado, aunque las medidas de seguridad impuestas por las autoridades sanitarias nos recuerden el complicado instante que atravesamos.

Entender todas estas medidas de seguridad como un reto y no pararnos en las limitaciones que se derivan por la crisis sanitaria desde un punto de vista negativo es la clave.