Un Nobel de Física no es un "todólogo", asegura el premiado Giorgio Parisi

Un Nobel de Física no es un todólogo, asegura el premiado Giorgio Parisi
Foto: EFE

ROMA, Italia (EFE).- El físico italiano Giorgio Parisi destacó hoy que su condición de reciente ganador del premio Nobel de Física no debe convertirle en un "todólogo" o un experto sobre cualquier materia, aunque "claramente" tenga "ideas personales, también sobre futbol".

"Algunos piensan que los científicos tienen información particular sobre la existencia de Dios y que están más autorizados a opinar, pero aseguro que no es así. No tengo más información sobre Dios que cualquiera de los que están en la sala", rió Parisi, al destacar que se acostumbra a preguntar sobre religión mucho más a investigadores que a futbolistas o cantantes. 

En un encuentro con la prensa extranjera en Roma, el físico señaló que la ciencia está estrechamente unida a la filosofía, y de hecho él mismo es doctor "honoris causa" en Filosofía por la Universidad de Urbino (centro de Italia).

 Sin embargo, ciencia y religión son "disciplinas complementarias, la ciencia busca explicar el mundo a través del propio mundo, mientras que la religión se basa sobre un principio que transciende el mundo".

Una de las grandes contribuciones de Parisi (Roma, 1948) a la Física, por la cual ha sido galardonado con el Nobel, son sus estudios sobre los sistemas complejos, en los que trabajó con el argentino Miguel Virasoro, fallecido el pasado mes de julio.

Virasoro, que huyó de los regímenes dictatoriales de su país, fue "fundamental" para el trabajo desarrollado por el físico italiano, quien valoró el intercambio científico entre países, pero se mostró preocupado por la "fuga de cerebros" que asola a Italia. 

"La investigación es como un huerto: si usted cree que se puede regar dos semanas sí y dos no, las cosas van mal. No hay ningún interés en venir de fuera a un país en el que no se garantiza la continuidad de los fondos", expresó sobre la inversión en ciencia, uno de los motivos que influyen en quienes deciden irse fuera de Italia a investigar.

Asimismo, criticó la temporalidad de los contratos en la universidad, pues, entre otras cosas, cierran las puertas de las hipotecas a los jóvenes y los alejan de la estabilidad.

El físico, profesor en la Universidad romana de La Sapienza, cuyos estudiantes lo recibieron con aplausos tras recibir el galardón, alabó el método de educación francés "Les mains dans la pâte" ("Las manos en la masa") mediante el que los niños deben "tocar la ciencia con sus manos como si fuera masa para moldear",

Y defendió el cambio de metodología en la ciencia para que no se parezca tanto a disciplinas teóricas, sino que sea más práctica.

El jurado de los premios Nobel reconoció el martes a Parisi "por el descubrimiento de la interacción del desorden y las fluctuaciones en los sistemas físicos desde la escala atómica hasta la planetaria".

Estos hallazgos en los sistemas físicos complejos permiten entender y describir materiales y fenómenos diferentes, que en apariencia son totalmente aleatorios, no solo en física sino también en otros ámbitos como las matemáticas, la biología, la neurociencia y el aprendizaje automático.

Una aplicación práctica de sus descubrimientos es "la construcción de redes neuronales, las que se usan en la inteligencia artificial moderna en lo que se llama 'deep learning'", ejemplificó Parisi.