Nunca le dieron mantenimiento a bordo derivador

Expone la CEA las razones por las cuales no funcionó durante la tromba del 30 de mayo

Nunca le dieron mantenimiento a bordo derivador

MATEHUALA.- Funcionarios de la Comisión Estatal del Agua (CEA) dieron a conocer su diagnóstico sobre el estado en que se encuentra el bordo derivador de aguas broncas de esta ciudad.

Señalaron que el bordo derivador se edificó en 2009 con la finalidad de desviar las aguas broncas que afectaban a la población de la zona centro de la cabecera municipal, sin embargo, con el paso del tiempo no se le dio el mantenimiento requerido y ni siquiera se desazolvó.

La historia del bordo derivador inicia en la administración del extinto presidente municipal, Fernando Torres Rangel de 1994 a 1997, quien al llegar al poder inició la construcción de la calle Rivas Guillén hasta llegar a la carretera Matehuala-Villa de La Paz.

Le siguió el ex alcalde Raymundo García Olivares de 1997 a 2000 y quien únicamente hizo trabajos de desazolve en lo ya construido, pero no pudo continuar por problemas de la tenencia de la tierra en varios puntos del recorrido.

En el trienio de Gregorio Maldonado Vázquez, 2002-2003 se construyó el bordo que baja por la colonia Infonavit Fidel Velázquez y el cual baja por un costado de la Hacienda de los Patos.

Con Everardo Nava Gómez, en el periodo 2003-2006, solamente se le hicieron pequeñas limpiezas. 

Más tarde, en el gobierno de Víctor Mendoza Ramírez, 2006-2009, se reinicia la construcción del bordo derivador avanzando un poco más. Luego Javier Hernández Loera continúa con la construcción hasta donde se encuentra actualmente en terrenos de la colonia San Rafael.

Los funcionarios dijeron que en cuanto a los dos eventos meteorológicos atípicos que se presentaron el pasado 30 de mayo y el 3 de junio se tiene que trabajar con el gobierno a fin de buscarle una solución, ya que el pasado 30 se tuvieron 161 milímetros de agua con una duración de 90 minutos. Un 32 por ciento del total de lo que llueve al año se tuvo en un día y el pasado 3 de junio se presentaron 65.7 milímetros con grandes escurrimientos de agua que desde luego afectaron a la población.

Citaron como ejemplo que, en el año de 1942, hubo 120 milímetros; en 1994, 100.2 milímetros; en 1960, 120; en 1976, 122 mm; en 1966, 120 mm, que son cantidades de agua registradas en esas fechas y que se consideran como mayores, pero que en nada se comparan con la del 30 de mayo.

Varios de los asistentes dieron su opinión respecto a este problema como el decir que se tienen que hacer las adecuaciones de acuerdo a las condiciones actuales, se tiene que buscar la forma de mejorarlo.

Se reprochó el hecho de que no haya estado presente el presidente municipal para que escuchara los planteamientos y las opiniones de cada uno de ellos. 

Dijo Francisco Paredes Sánchez que a los funcionarios del CEA se les había olvidado mencionar a la comunidad San Antonio de Zaragoza, ya que tiene riesgos de muchas inundaciones ya que a un costado pasa un arroyo grande que viene a desembocar a Matehuala.

Al igual otros más mencionaron que lo primero es que el Municipio tiene que buscar el arreglo de la tenencia de la tierra. por lo que debe haber un decreto expropiatorio para liberar la tierra que se necesita para continuar el dren. 

También dijeron que lo importante es terminar la obra con un buen proyecto, pero ya no darles largas al asunto, sino que el presidente municipal ya debe estar sopesando esta situación del canal.