Ordenan a las exFARC pagar por un secuestro

BOGOTÁ.- Las antiguas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) deberán pagar 36 millones de dólares por el secuestro de la política colombiana Ingrid Betancourt, según ordenó recientemente un juez del Tribunal de Distrito Medio de Pensilvania.

Al ser las FARC una guerrilla disuelta sometida a un proceso de paz y algunos de los acusados estar en la clandestinidad, no es claro cómo pagarán los 36 millones de dólares. "Será difícil, pero creo que hay caminos que podemos tomar para cobrar los fondos, pero no es algo de lo que quiera comentar más", dijo a The Associated Press el abogado defensor Robert Levy, cuyas oficinas están en Nueva Jersey.

En un fallo del 4 de enero, el juez Matthew W. Brann concluyó acogiendo la demanda presentada en 2018 por Lawrence Delloye, hijo de Betancourt, quien alegó que 14 de los acusados ostentaban altos rangos en la guerrilla de las FARC y participaron en la decisión de secuestrarla y mantenerla como rehén en las selvas colombianas desde febrero de 2002 hasta julio de 2008, cuando fue liberada en una operación militar.

"Estamos satisfechos con el hecho de que pudimos lograr este fallo para el señor Delloye, quien sufrió de forma traumática debido a las FARC. Y está muy satisfecho. Fue un proceso largo".