¡Cárgate de energía!

Lo que debes de comer para sentirte menos cansada y estar en forma

¡Cárgate de energía!
Al volver a la rutina tras las vacaciones, puedes sentirte más cansada o con falta de fuerzas. Haz de tu alimentación tu mejor medicina.

Comienza, para muchos, el curso y la vuelta a la rutina. 

Hay que ponerse manos a la obra y lo que comas, además de ayudarte a perder esos kilos de más que han decidido quedarse contigo tras la época de celebraciones, compromisos sociales y paseos; también te ayudará a darte una dosis extra de energía de cara a estos primeros días después, del descanso. 

Vamos a hacer una pequeña lista de propósitos y de alimentos que te pueden ayudar a afrontar mejor estos días, duros, ¡pero pasajeros!.

DESAYUNO

Prohibido saltarte el desayuno.

Puedes caer en la tentación de empezar a menguar las cantidades ya en la primera comida del día, incluso de eliminarla.

Los especialistas no se cansan de repetirlo: El desayuno es la comida más importante y determinará en gran medida cómo te sientas durante el resto del día.

Un buen desayuno debería estar compuesto siempre por cereales, lácteos y una buena dosis de proteínas.

COLACIÓN

Picar entre horas... ¿por qué no? Para proporcionar energía constante durante toda la jornada es importante dar a nuestro cuerpo las dosis de combustible necesario.

Para ello, se aconseja realizar al menos 4 ó 5 ingestas diarias en menor cantidad y procurar no estar más de 4 horas sin tomar ningún alimento.

Lo mejor para los tentempiés de la mañana y la tarde es una buena pieza de fruta fresca, un yogurt o un puño de frutos secos que, además, nos ayudarán a reducir los niveles de colesterol malo.

NO A LA BOLLERÍA Y CAFEÍNA

Di no a la bollería industrial y a la cafeína.Tanto el azúcar como la cafeína lo que hacen es proporcionar un chute de energía inmediata a nuestro organismo, pero al poco tiempo esta euforia desaparece y es sustituida por una mayor sensación de cansancio si cabe.

Además, la bollería no es la opción más saludable porque su nivel nutritivo es muy bajo y su cantidad de azúcares y grasas demasiado alto.