Escándalo del príncipe Andrés afectaría a sus hijas

Escándalo del príncipe Andrés afectaría a sus hijas
Foto: Especial
Parece que la controversia que enfrenta la familia real británica tras el caso del príncipe Andrés y su relación con el pedófilo Jeffrey Epstein podría también afectar a las princesas Beatriz y Eugenia de York, pues una característica de los York sobre el resto de los royals británicos es que la lealtad entre ellos siempre ha sido su arma más fuerte.
Luego de que el príncipe Andrés dio una entrevista en la que abordó "sin censura" los interrogatorios sobre su amistad con el financiero Jeffrey Epstein y de su supuesto abuso a Virgina Roberts, las hijas del príncipe y Sarah Ferguson han permanecido en silencio, pero firmes al lado de su padre.
Sin embargo, aunque ambas princesas e incluso la exesposa del príncipe Andrés le han demostrado su apoyo incondicional, el hecho de que el duque de York haya tenido que renunciar a sus deberes oficiales podría afectar la condición que actualmente tienen Beatriz y Eugenia dentro del organigrama de la familia de la reina Isabel II.
El reciente escándalo del hermano del príncipe Carlos provocaría que la próxima boda de la princesa Beatriz y Edoardo Mapelli Mozzi sea opacada o pase desapercibida, así lo reveló una fuente al "Daily Beast".
"Eugenia y Beatriz son niñas realmente buenas y muy cercanas a sus padres. Han pasado por un montón de cosas y nunca se han vuelto el uno contra el otro, lo cual es realmente extraordinario", dijo la fuente al medio.
Las hijas del príncipe Andrés y Sarah Ferguson a diferencia de otros miembros de su familia, se han caracterizado por no solo cumplir con los compromiso públicos reales, también por ser mujeres trabajadoras y dedicadas.
"Las dos niñas no solo se han reconciliado sino que han acogido con beneplácito el hecho de vivir vidas más normales y tener trabajos normales", agregó. "Di lo que gustes de los Yorks, pero la lealtad de esa familia es algo digno de contemplar".
Tras la retirada de su padre de sus deberes reales, las princesas seguirán teniendo un número limitado de compromisos reales al año, como siempre lo han hecho, así lo confirmó un portavoz del Palacio de Buckingham al "Daily Mail".
"Las princesas llevan a cabo una pequeña cantidad de compromisos reales cada año, cuando se les pide, y eso continuará", dijo el portavoz.
No obstante, el príncipe Andrés no podrá promocionar a sus hijas como solía hacerlo, dijo una fuente real al medio.
Por otro lado, la reina Isabel ha sido muy considerada con sus nietas, pese a los escándalos del pasado de sus padres, se siente complacida con la educación amorosa con la que las princesas crecieron, por ello, se dice que el palacio de Buckingham hará todo lo posible por protegerlas de las repercusiones de esta controversia.
"Existe la sensación de que no se les debe hacer pagar por los pecados del padre".
"La reina es particularmente aficionada a Beatriz y Eugenia, y ella respeta la forma en que Andrés y Sarah las criaron", agregó la fuente. "A pesar de que puede sentir que hicieron un desastre en sus propias vidas, han sido padres amorosos. La reina continuará invitando a Beatrice y Eugenia a Balmoral durante el verano y las ve en Windsor".