Gráfico: La 4T apuesta fuerte al petróleo, bienestar y recaudación, pero en 2020 tampoco se crecerá mucho

Gráfico: La 4T apuesta fuerte al petróleo, bienestar y recaudación, pero en 2020 tampoco se crecerá mucho
Arturo Herrera / Notimex

La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) planea, para su segundo año de la Cuarta Transformación, un crecimiento similar al de 2019. Apretará más a la recaudación fiscal durante 2020 y tendrá su mayor apuesta en llevar bienestar y en que Petróleos Mexicanos (Pemex) se fortalezca para que, en un futuro no lejano, empiece a dar mayores ingresos.

El titular de la dependencia, Arturo Herrera Gutiérrez entregó a la Cámara de Diputados la propuesta de Presupuesto de Egresos de la Federación para el año 2020 del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador y destacó que el gasto que se propone es por poco menos de 6.1 billones de pesos, “es un paquete económico muy responsable y a la altura de las necesidades del país”, indicó.

Este es el primer paquete que elabora la administración de López Obrador en su totalidad, ya que el pasado aún se hizo junto con el equipo de Enrique Peña Nieto. El Paquete contempla un total de 665 mil millones de pesos dedicados a pensiones, 944 mil millones de pesos para participaciones en todas las entidades, el conjunto es de 1.9 billones de pesos de gasto federativo y parte de tres principios: estabilidad macroeconómica, certidumbre financiera y disciplina fiscal.

En la entrega del Proyecto el día de ayer en la Cámara de Diputados, Herrera destacó que la mayor parte de los egresos se van en tres rubros: 665 mil millones de pesos dedicados a pago de pensiones; 944 mil millones dedicados a participaciones para los estados, lo que equivale a 1.9 billones de pesos (un tercio del Presupuesto); y 700 mil millones de pesos para el pago de servicio de deuda, que sumados equivalen al 60 por ciento de todo el gasto.

“Las distribuciones las estamos plateando en el 40 por ciento restante. Hemos privilegiando tres destinos: gasto en seguridad social, en seguridad y una serie de apoyos fiscales para Pemex”, destacó.

Sobre este último punto comentó sobre la caída de la producción de Pemex a la mitad, y dijo que eso se debe a que no ha habido una inversión suficiente para la paraestatal, “revertir esta trayectoria como lo estamos haciendo ya requiere reinvertir esta política”, por lo que en el paquete se propone destinar 86 mil millones de pesos en apoyos para la petrolera.

Se espera que en 2020 la plataforma de producción de crudo sea de 1,951 millones de barriles diarios, más que los 1,847 miles de barriles diarios estimados para 2019, de acuerdo con los Criterios Generales de Política Económica del Paquete Económico 2020.

“La producción esperada para 2020 representa una plataforma superior al promedio estimado por Pemex para 2019, e implica que registrará su primer incremento anual desde 2004”, resalta el documento publicado por la Secretaría de Hacienda.

Para 2020 se considera un precio para la mezcla mexicana de exportación de 49 dólares por barril, menos que el precio de 55 dólares el barril estimado en los criterios de 2019.

Sobre el resto de los criterios, en el Paquete Económico prevé un crecimiento económico de entre 1.5 y 2.5 por ciento (puntual de 2 por ciento), el mismo que se estimó para 2019.

El documento de Criterios Generales de Política Económica expone que se espera un Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público, la deuda total, de 45.6 por ciento del PIB, frente al 45.3 por ciento de los criterios de 2019.

Prevé una inflación anual para el cierre de 2020 de 3 por ciento, menor al 3.4 por ciento de los Criterios Generales de 2019, y se espera que la tasa de interés continúe con una trayectoria descendente y cierre el próximo año en 7.1 por ciento frente al 8.3 por ciento estimado para este 2019.

También se proyecta un tipo de cambio en 19.9 dólares frente a los 20 dólares previstos para este año.

En el Proyecto de Presupuesto de Egresos 2020, que discutirá el Poder Legislativo, el Gobierno federal también plantea los primeros recursos públicos destinados para tres de sus principales proyectos de infraestructura del sexenio que también contarán con inversiones mixtas: el aeropuerto en Santa Lucía, el Tren Maya y la Refinería Dos Bocas.

LOS RECORTES Y AUMENTOS

De los Anexos del Presupuesto, uno de los sectores que más beneficiado resultó de los cálculos de Hacienda fue el Poder Legislativo. El presupuesto de la Cámara de Senadores sumaría 145 millones de pesos y quedaría con 4 mil 085 millones de pesos; la Cámara de Diputados sumaría 318 millones, quedando con 7 mil 076 millones de pesos, mientras que la Auditoría Superior de la Federación (ASF), tendría 2 mil 378 millones, que son 73 millones de pesos más.

En cuanto al Poder Judicial, tanto la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), tendría solo un aumento de mil millones y el Tribunal Electoral, 100 millones más. El aumento más drástico se propuso para el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), con 4 mil millones de pesos, para quedar con un presupuesto anual de 60 mil 872 millones de pesos.

El dinero de los organismos autónomos, castigados verbalmente a lo largo de este año por el Presidente, se mantuvo en los niveles de 2019, salvo el Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI), que de aprobarse la cantidad, tendría una reducción de 9 millones 716 mil pesos. En este ramo el Instituto Nacional de Evaluación Educativa (INEE) que no fue contemplado.

En las secretarías hay sorpresas. Al comparar lo que se les asignó para 2019 con lo que se les propone otorgar para 2020, Presidencia, Secretaria de Gobernación (Segob), Hacienda, Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Secretaría de Economía (SE), Secretaría del trabajo y Previsión Social (STPS), Secretaría de Desarrollo Argario, Territorial y Urbano (Sedatu) y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), serían las más afectadas, con recortes de hasta más de 10 mil millones de pesos.

Relaciones Exteriores (SRE), el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, Comisión Reguladora de Energía (CRE), Comisión Nacional de Hidrocarburos y Cultura, serían las que tendrían aumentos mínimos.

Y la Consejería Jurídica, el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Secretaría del Bienestar, De la Función Pública (SFP), Secretaría de Energía, lo que es ahora Seguridad y Protección Ciudadana (que tiene los recursos que serán transferidos de la Policía Federal a la Guardia Nacional), la Secretaría de Marina (Semar), de la Defensa Nacional (Sedena), Secretaría de Salud y la Secretaría de Educación Pública, son las que tienen los aumentos más notables.

Son siete las dependencias a las que Hacienda prevé aumentar el monto referente a las previsiones salariales: Relaciones Exteriores, SEP, Salud, Marina, Función Pública, Consejería Jurídica y Conacyt.

Finalmente, no se planteó recorte a alguna de las principales universidades del país: a la Universidad de Chapingo se le proyectó un aumento de 124 millones; a la Universidad Pedagógica Nacional (UPN), de 9 millones; a la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), 276 millones; a la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), mil 553 millones de pesos; al Instituto Politécnico Nacional (IPN), 355 millones y al Colegio de México, 55 millones de pesos más, en comparación con lo planteado en el Proyecto de Presupuesto del año anterior.