VIDEOS: La simpatía, sencillez y el humor involuntario de Sammy Pérez

"Tengo un problema de lenguaje, pero yo soy todo normal, hago lo que cualquier persona", dijo en varias ocasiones

VIDEOS: La simpatía, sencillez y el humor involuntario de Sammy Pérez
Sammy Pérez / Foto: Instagram

Después de semanas de luchar contra complicaciones derivadas del COVID-19, esta madrugada el comediante Sammy Pérez perdió la vida a los 55 años de edad.

Sammy Pérez nació en Pantepec, Puebla, el 3 de octubre de 1965. El comediante deja a sus hermanos y sobrinos que estuvieron al pendiente de él.  No tuvo hijos, ni se casó, aunque hace unas semanas presumía ya planearlo con su novia.

El comediante dio sus primeros pininos en la televisión en 1997 después de ser descubierto por Jorge "El Burro" Van Rankin cuando Sammy trabajaba en la aduana del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

El programa El Calabozo, conducido por "El Burro" y Esteban Arce, fue su primera casa en donde salió como extra y tenía pequeñas participaciones.

 
 


Después tuvo un breve paso en el programa conducido por Facundo Toma Libre a inicios de los 2000, pero fue con Eugenio Derbez que la fama llegó para el comediante.

Derbez lo hizo parte de XHDRBZ, las pequeñas participaciones quedaron atrás y Sammy realizó segmentos completos para el programa como la "Sección Imposible" junto a  Miguel Luis, a quien consideraba su hermano. Ambos se lanzaban a hacer reportajes y de manera involuntaria creaban situaciones cómicas con los entrevistados.

 
 

Comenzó a salir junto al personaje de Eugenio nombrado "Aaron Abasolo" que se recuerda por su frase "¡Pregúntame, caon, pregúuuuntame!", así Sammy fue tomando cada vez foco.

La popularidad de Sammy creció tanto que Televisa no dudó en llevarlo para ser parte del equipo encargado del humor de los Juegos Olímpicos de Londres en el 2012 y a reafirmar sus segmentos "Palabras inmortales de..." y "Hablemos Blanco".


La comedia involuntaria de Sammy derivada de su dificultad de expresarse de forma fluida fue aclarada en varias ocasiones por su familia, quienes señalaron que se debía a la dislexia que padecía y no a una discapacidad intelectual. Incluso, el mismo Sammy lo aclaró:

"Tengo un problema de lenguaje, pero yo soy todo normal... hago lo que cualquier persona", dijo Sammy.

La simpatía y sencillez de Sammy también lo llevaron hasta a Hollywood, otra vez de la mano de Derbez, gracias a su actuación en No se aceptan devoluciones (2013).

Hoy se despide a un hombre que sacó carcajadas a muchos mexicanos gracias a los momentos de alegría que ofreció a través de las pantallas. Aquí los recordamos a través de videos:

EL HERMANO PERDIDO

 
 
 
 

14 DE FEBRERO

SAMMY Y MIGUEL LUIS EN ACAPULCO

DÍA DE LAS MADRES

HABLEMOS BLANCO

HUMOR BRITÁNICO

ABASOLO Y SU HISTORIA

CON DADDY YANKEE

CON ESCORPIÓN DORADO

LOS HORÓSCOPOS