"Dexametasona ha salvado un millón de vidas", según NHS

Dexametasona ha salvado un millón de vidas, según NHS
La dexametasona ha sido uno de los fármacos empleados en la lucha contra el Covid-19, el cual, según con un reciente ensayo clínico respaldado por el Servicio Nacional de Salud británico (NHS, por sus siglas en inglés), ha salvado a un millón de pacientes.
De acuerdo con un comunicado, este esteroide económico y que está ampliamente disponible ha permitido que 22 mil personas infectadas por el nuevo coronavirus salgan adelante de la enfermedad en Reino Unido.
Simon Stevens, director ejecutivo de NHS, destacó la investigación que fue llevada a cabo en conjunto entre expertos de la Universidad de Oxford e investigadores del NHS, gracias al cual "es posible que se hayan salvado alrededor de un millón de vidas en todo el mundo".
El funcionario destacó la velocidad con que se ha llevado a cabo el trabajo denominado RECOVERY, sobre todo ante la forma en que el SARS-CoV-2 se ha extendido a través de las fronteras, por lo que "también deben hacerlo los tratamientos y vacunas que son la 'estrategia de salud' compartida por la humanidad de esta pandemia".
"Ninguno de nosotros ha vivido antes un año como este, en el que el personal del NHS respondió rápidamente a la atención de los primeros casos en enero pasado y pasó a tratar de manera experta a 380 mil pacientes hospitalizados con Covid", dijo Stephen Powis, director médico de NHS.
Dexametasona como fármaco contra Covid-19
Recordemos que fue a mediados de junio de 2020 cuando la Universidad de Oxford y NHS dieron a conocer los resultados del ensayo RECOVERY (por sus siglas en inglés Randomised Evaluation of COVid-19 thERapY), colocando a la dexametasona como un fármaco que reduce la mortalidad hasta un tercio en pacientes hospitalizados con complicaciones severas por Covid-19.
El ensayo que comenzó en marzo arrojó que la medicina redujo la mortalidad en una tercera parte en los pacientes en ventilación y en una quinta parte en los pacientes que sólo recibieron oxígeno.
"La dexametasona es el primer medicamento que ha mostrado mejorar la supervivencia en Covid-19. Estos resultados son en extremo bienvenidos. El beneficio en la supervivencia es claro y sustancial en aquellos pacientes que están lo suficientemente enfermos como para requerir tratamiento con oxígeno, por lo que la dexametasona deberá convertirse en el tratamiento estándar en dichos pacientes", dijo en esa ocasión Peter Horby, del Nuffield Department of Medicine de la Universidad de Oxford.
El ensayo RECOVERY ha tenido como fin el hallazgo de posibles tratamientos para pacientes hospitalizados por Covid-19.
Además de la dexametasona, dicho estudio ha empleado en pacientes lopinavir-ritonavir, hidroxicloroquina, azitromicina, tocilizumab y plasma convaleciente para conocer los efectos en pacientes infectados por SARS-CoV-2.