Las ovejas aprenden a contar pastores

Las ovejas aprenden a contar pastores

No sé dónde colocar este versito; 

Tres constelaciones en un vaso, y en una enana blanca.

La metáfora no cumple cabalmente.

las funciones de una bicicleta.

No atravesé la calle en día de plaza,

por lo tanto, la banda no me reconoce.

Escribo runas anónimas sobre muros de adobe.

El asunto es despejar la incógnita,

un cuchilo de palo, por ejemplo;

sangre y diente de león en el arcén izquierdo.

También la palabra,

no queda más remedio que la retórica del fario.