Engañaron a la gente y ahora piden el voto

"Tecmol", Xitlálic y Rebeca Terán cometieron fraudes comprobados

Engañaron a la gente y ahora piden el voto

CIUDAD VALLES.- Hoy parecen personajes salidos de un sueño: regalan dinero o suministros a ciudadanos, escuchan atentamente a personas a las que antes ni siquiera se les acercaban y piden que les den el voto, a pesar de que incluso despojaron de dinero a los ciudadanos: son los casos de José Luis Romero Calzada, candidato al gobierno del estado por Redes Sociales Progresistas; Xitlálic Sánchez Servín, candidata a la diputación federal del Distrito 04 por la coalición Sí por San Luis y Rebeca Terán Guevara, quien busca ser alcaldesa del pueblo mágico de Xilitla, por el PRI. 

El "Tecmol" José Luis Romero Calzada fue denunciado el 3 de abril de 2018 por Rogelio Vega Ortiz, Ernestina Muñoz Hernández y Martha Alicia Cardona ante la entonces Procuraduría General de Justicia del Estado (hoy Fiscalía Estatal) por el delito de falsificación de documentos y fraude porque el ahora candidato al gobierno del estado, mejorado mediante liposucción y rinoplastia y "rey" de las redes sociales fingió que ayudaba a estas personas e incluso falsificó sus firmas, para quedarse con dinero del Congreso, del que todavía era diputado local. 

Según eso, había ayudado a Vega Ortiz con 50 mil pesos para mejorar su vivienda; a Ernestina con 22 mil para comprar una fotocopiadora y a Martha Alicia Cardona para también mejoramiento de vivienda. 

El modo de operar era simple: se falsificada la petición de estos habitantes de Villa de Ramos, se hacía el trámite, se falsificaba el documento de recibido y el hoy aspirante a gobernador se quedaba con el dinero. 

A Xitlálic con cariño, el otro extremo de la desfachatez fue el caso de Xitlálic Sánchez, que hoy quiere ser diputada federal por Sí por San Luis, pero que el 24 de abril de 2018 fue denunciada por una señora que habita en Miravalles, colonia del municipio vallense, porque también falsificó la firma de Minerva Calixto Juana que -según la legisladora-, le había pedido 19 mil 244 pesos en juguetes para la posada de diciembre de 2016 de ese sector urbano y facturó a una empresa fantasma que supuestamente estaba en la colonia del Valle de la capital potosina ese monto en especie (juguetes) y, no conforme con todo eso, Sánchez Servín presentó al Congreso una sentida carta de agradecimiento de Minerva Calixto en la que le agradecía su generosidad, cuando en realidad, la ciudadana ni estaba enterada que habían usado su nombre para quedarse con casi 20 mil pesos. 

Rebeca Terán se cuece aparte.

 La ahora candidata del PRI a la alcaldía de Xilitla, siendo diputada local promovió un programa de ampliación de vivienda en la comunidad de Plan de Juárez en el que el beneficiario aportaba la cantidad que pudiera y a través de la subvención, se les daría el doble en material para construcción. 

Pues la maestra de profesión no solamente no les construyó nada, sino que se quedó con miles de pesos de 15 familias que le entregaron de 15 a 50 mil pesos, que Terán les iba a regresar en arena, cemento y varilla, cosa que nunca cumplió y ahora le han mandado decir que, a ese poblado, ni se le ocurra pararse.