Piden a Renault dejar de producir autos de combustión en Europa

Piden a Renault dejar de producir autos de combustión en Europa

Renault está finalizando la producción de vehículos de motor con motores de combustión en China y esta semana anunció que sólo fabricará autos eléctricos en el mercado oriental, por lo que la organización conservacionista European Wildlife pidió a la armadora dar el mismo paso en el mercado europeo.

"Actualmente, miles de personas mueren por la pandemia del coronavirus (COVID-19), en parte debido al smog al que contribuyen los motores de combustión. Esa es la razón por la que Europa necesita una acción igualmente audaz por parte de los fabricantes de automóviles, al igual que Renault en China", señaló el grupo ambientalista.

"Los fabricantes de automóviles en Europa también se están quedando atrás porque la COVID-19 tiene consecuencias mucho peores en los países europeos que en China", señaló Dalibor Dostal, director de European Wildlife.

Mientras que 3 mil 342 personas murieron por el coronavirus en China, 70 mil 635 personas murieron en sólo cinco de los países más afectados de la Unión Europea; además de la velocidad de respuesta y la rigurosidad de las medidas implementadas, una de las principales diferencias es la presión sobre la venta de vehículos de cero emisiones.

Según el estudio E-Mobility Sales Review, de PwC, se vendieron 825 mil 527 vehículos eléctricos en China en 2019, mientras que solo se vendieron 286 mil 330 vehículos eléctricos en los cinco países más grandes de la UE, además de Noruega y los Países Bajos.

Para que la Unión Europea pueda enfrentar mejor la próxima pandemia, es necesario dedicar esfuerzos considerablemente mayores a la reducción de la contaminación del aire, incluido el apoyo a los vehículos eléctricos y una reducción en el número de vehículos con motores de combustión.

La contaminación del aire anualmente mata a más de 600 mil personas en Europa. Los vehículos de motor con motores de combustión contribuyen en gran medida al smog, específicamente con el peligroso óxido de nitrógeno (Nox) que, por ejemplo, representa el 61.04 por ciento en Francia. Los vehículos de motor también representan una gran parte de la contaminación atmosférica total en Italia, con 48.88 por ciento; Austria, con 48.95 por ciento, y Bélgica, con 47.72 por ciento.

En 2019, la proporción de vehículos eléctricos en Noruega fue del 42 por ciento de las ventas totales de vehículos de motor, mientras que esta cifra fue de aproximadamente el 31 por ciento en 2018.

El lanzamiento del modelo 3 de Tesla contribuyó a una mayor proporción de vehículos eléctricos en Noruega, país que planea dejar de vender vehículos automotores con motores de combustión por completo en 2025.